Temas

Cerca de 200 policías fueron pasados al retiro el 2016 tras cometer graves delitos

Pese a los esfuerzos, la PNP aún batalla contra algunos malos agentes

Cerca de 200 policías fueron pasados al retiro el 2016 tras cometer graves delitos

Cerca de 200 policías fueron pasados al retiro el 2016 tras cometer graves delitos

16 de Julio del 2017 - 13:38 » Textos: Aurora Caruajulca acaruajulca@grupoepensa.pe

Tienen como juramento brindar protección a la ciudadanía y prevenir los delitos, pero algunos tomaron la mala decisión de cruzar la línea de la legalidad al pasar de héroes a villanos. Estos malos elementos de la institución de la Policía Nacional del Perú vienen siendo identificados y “expectorados”, según lo ratificó hasta hace poco el Ministerio del Interior.

Según un reporte estadístico obtenido por Correo, a través de la Ley de Transparencia y Acceso a la Información Pública, solo en 2016 unos 2506 policías peruanos, entre oficiales y suboficiales, fueron sancionados por la Inspectoría General de la Policía Nacional por cometer infracciones graves y muy graves (ver infografía). De esa cifra, 193 policías fueron encarcelados en el país por el Poder Judicial y hallados culpables por estar involucrados en delitos como extorsión, tráfico ilícito de drogas, participación en bandas delictivas y robos. Asimismo, la Inspectoría de la Policía les impuso la sanción máxima: el pase al retiro.

En lo que va del año, desde enero al 14 de junio, la Inspectoría sancionó a 530 efectivos policiales (45 por estar involucrados en hechos delictivos). De la cifra total, el 60% fue castigado con el pase al retiro y el 40% a la situación de disponibilidad; es decir, suspendidos entre seis meses y dos años sin percibir remuneración.

El último caso de la participación de efectivos policiales en bandas delictivas fue la desarticulación, a fines de junio, de la organización criminal “Los babys de Oquendo”, dedicada a la usurpación de terrenos y la extorsión en Lima norte. Entre los detenidos figuraban 24 policías en actividad.

Con el transcurso de los días, el Ministerio Público liberó a 11 efectivos policiales, quienes anunciaron que entablarán una demanda al Ministerio del Interior; sin embargo, dicho sector aseguró que la investigación continúa.

VIOLENCIA DOMÉSTICA. En lo que va del año, vienen siendo procesados e investigados unos 404 policías por diversos tipos de infracciones. De esta data, llama la atención que 200 policías hayan sido acusados por violencia familiar (psicológica y maltrato físico) hacia sus esposas, hijos o padres.

Según la Inspectoría, estos casos han ido aumentando en los últimos años. En 2015 fueron denunciados 225 policías y el 2016 se cerró con 236 casos. La provincia de Lima, así como Puno, Cusco y Junín, en ese orden, concentran la mayoría de casos de policías agresores.

A mediados de 2015, la Inspectoría dispuso para este tipo de infracción inmediatos pases al retiro o descuentos temporales a su sueldo durante el proceso de investigación. En paralelo, la institución policial ha implementado una serie de estrategias para mejorar el estrés y el trato familiar en los efectivos policiales, a fin de reducir los casos de violencia doméstica. En este trabajo participa el Ministerio de la Mujer.

REINCORPORACIÓN. Tras la sanción emitida por la Inspectoría, varios policías buscan apelar la medida. Sin embargo, en los últimos años se ha conseguido reducir los casos de policías que logran reincorporarse a la institución.

Para muestra de ello, este diario conoció que 136 policías sancionados fueron reincorporados por el Poder Judicial en 2011; mientras que el año 2012, 72 efectivos lograron ese objetivo; en 2013 la cifra bajó de manera radical a cuatro; y en los últimos tres años a tres.

El viceministro de Seguridad Pública, Ricardo Valdés, explicó a Correo que actualmente la Inspectoría y su tribunal (instancia final donde apelan los casos) tienen embalsados 6 mil casos de revisión de policías infractores, y por ello han contratado a más personal para reducir esta “carga procesal” .

“Anteriormente teníamos un tribunal que se reunía una vez por semana. Ahora se reúne todos los días, por lo cual se está acelerando el egreso de expedientes que estaban estancados. Eso significa que hay mayores pronunciamientos del tribunal y se están tomando medidas disciplinarias de forma más rápida. Ahora se ha ampliado el número de tribunos a nueve. Contamos con expertos en derecho administrativo y penal, abogados. La expectativa es que esto se nivele antes de fin de año”, expresó.

CORRUPCIÓN. Los actos de corrupción o pedidas de coimas también son sancionados en la institución policial. Entre mediados de 2016 y lo que va del año, unos 135 policías vienen siendo investigados por estos delitos.

Al respecto, Valdés destacó las estrategias que han venido implementando desde la Policía Nacional para prevenir estas infracciones. “Se está extendiendo el uso del polígrafo para la presencia de personal policial en ciertas unidades. Se ha incorporado también esto para los comisarios en Lima y Callao”, precisó.

Te puede interesar:

Machu Picchu: tensa calma ante amenaza de maestros huelguistas (VIDEO)