Temas

Emergencia en Siguas por deslizamientos

Más de dos mil hectáreas de cultivo en riesgo. Autodema ya envió dos cargadores frontales y asumirá gastos.

Emergencia en Siguas por deslizamientos

Emergencia en Siguas por deslizamientos

30 de Mayo del 2014 - 09:14 » Textos: Manuel Torres

El Zarzal, en San Juan de Siguas, fue declarada zona de emergencia, debido al derrumbe de tierra en una extensión de 800 metros y 40 de altura.

La medida fue oficializada ayer mediante Resolución Ejecutiva Regional N°/ 354-GRA/PR, rubricada por el presidente regional de Arequipa, Juan Manuel Guillén Benavides.

La norma ordena que la Gerencia General del Proyecto Especial Majes Siguas, Gerencia Regional de Infraestructura, Oficina Regional de Planeamiento, Presupuesto y Ordenamiento Territorial y Oficina Regional de Administración, bajo la coordinación de la Gerencia General Regional, adopten las medidas y acciones necesarias para enfrentar la situación de emergencia, máxime que el deslizamiento represa al río Siguas.

El titular regional encabezó ayer la delegación de funcionarios que inspeccionaron las zonas de Santa Ana y la Ramada, con la finalidad de definir acciones conjuntas.

Los derrumbes afectan también a los poblados de Siguas, Llluta, Quilca, así como los valles de Querque, Huasamayo, Lluta y San Juan de Siguas.

Una de las primeras medidas fue el envío de cargadores frontales para comenzar a retirar la acumulación de tierra y palear el peligro.

A la par, se evalúan soluciones permanentes para este caso

La tarde del martes, 300 hectáreas de cultivos en Quilca (Camaná) quedaron amenazadas por el posible desborde de la presa artificial, afectada por el deslizamiento de tierra en el sector de La Ramada, sector constantemente afectado por el movimiento del suelo, a consecuencia del riego indiscriminado en parcelas de la Irrigación Majes.

Reubicación Los agricultores de la zona afectada esperan ser reubicados para no estar en el peligro constante.

120 kilómetros son afectados por los continuos derrumbes que perjudican a, por lo menos, 2 mil hectáreas de cultivo .