Temas

Ladrón burlón capturado 8 veces se arrepiente pero igual fue a prisión (VIDEO)

Jonan Maza Quezada, se hizo conocido por burlarse de los agentes Terna, afirmó estar "decepcionado de la vida".

Ladrón burlón capturado 8 veces se arrepiente pero igual fue a prisión (VIDEO)

Ladrón burlón capturado 8 veces se arrepiente pero igual fue a prisión (VIDEO)

13 de Marzo del 2017 - 10:55 » Textos: Redacción multimedia

Tres meses de prisión preventiva ordenó el Poder Judicial contra Jonan Cristhian Maza Quezada, delincuente que fue detenido ocho veces por robar en Puente Piedra.

Como se recuerda, el reincidente hampón, de 36 años, se hizo conocido por burlarse de los agentes del Grupo Terna de la Policía Nacional que lo detuvieron el pasado 8 de marzo en las inmediaciones del mercado "Huamantanga" tras arrebatar el celular a una mujer que llevaba un niño en brazos.

Era la séptima vez que Maza Quezada era detenido en pleno robo y para sorpresa la agraviada retiró la denuncia en la comisaría.

No pasó ni un día y el 9 de marzo fue nuevamente detenido por el mismo motivo. Sin embargo, en esta ocasión lejos de burlas se mostró arrepentido y culpó su actitud ilícita a su estado de ebriedad.

"Estoy decepcionado de la vida. Toda la semana he estado tomando pero ahora estoy sano me arrepiento", dijo para el noticiero "24 Horas".

Luego fue puesto a disposición del Ministerio Público y el proceso en su contra terminó con su sentencia.  

NOTA ANTERIOR

Indignante. Un ladrón capturado por séptima vez tras arrebatar el celular a una madre con su hijo se burló de los policías que lo capturaron. Jonathan Maza Quezada, capturado cerca del mercado Huamantanga, en Puente Piedra, fue puesto en libertad de nuevo, ya que, según el código penal, no cometió un delito, sino solo una falta grave, informó "24 Horas".

"¿Estás arrepentido?", pregunta un efectivo al sujeto luego de su detención. Ante la cámara, con cinismo, Maza responde entre risas: "mmm sí, sí estoy arrepentido".

Según contó el propio delincuente, arrebató el celular una madre de familia que caminaba con su bebé en brazos. Los efectivos terna se percataron del hecho y lo intervinieron. Entonces fue llevado a la comisaría del sector, donde tenía registrado otras seis detenciones por hurto agravado.

En lugar de mostrar arrepentimiento por sus actos, reía ante la cámara de los efectivos. Aquí sus indignantes respuestas.