Temas

​Maltrato infantil: Una dolorosa realidad puertas adentro

Padres deben entender que los menores sufren daños emocionales que se manifiestan en su personalidad

​Maltrato infantil: Una dolorosa realidad puertas adentro

​Maltrato infantil: Una dolorosa realidad puertas adentro

10 de Septiembre del 2016 - 10:35 » Textos: Thalia Vivanco » Fotos: Correo

Causa indignación, enterarse que hace un par de días un padrastro golpeó a un niño de 4 años hasta dejarle marcas moradas en la espalda, brazos y resto del cuerpo, solo porque el menor no asistió al jardín por estar enfermo. ¿Pero cuántos casos más de maltrato infantil se producen dentro de las casas sin que nadie se entere? De enero a julio de 2016, en el Perú, 12 mil 015 menores de 0 a 17 años de edad han sufrido de violencia física, psicológica y sexual. De ese total, 835 menores fueron castigados en Junín, colocando a la región en el segundo lugar a nivel nacional, con mayor incidencia de violencia.

MODALIDAD. Esto solo en cuanto a casos denunciados, porque la cifra real de maltrato no la conoce nadie. Según el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef), «diariamente, miles de niños y niñas en el Perú son maltratados física y psicológicamente por sus padres, madres, parientes, profesores o por cualquier adulto que considere al castigo físico como normal, aceptable y hasta necesario».

12 mil 015 menores de 0 a 17 años de edad han sido maltratados. 835 menores fueron castigados en la región Junín

El castigo físico y humillante en el hogar es la forma más común que genera violencia. Y pocos padres lo toman en cuenta. Para la coordinadora regional de la Estrategia de Salud Mental de la Dirección Regional de Salud (Diresa) Junín, Jakeline Palomino Cossio, algunos de estos adultos quizá no saben que los niños a los que se les pega constantemente sufren daños emocionales que se manifiestan en su personalidad, como retraimiento, una baja autoestima, tendencias violentas, ansiedad, dificultad para relacionarse con los demás, depresión y, en el peor de los casos, pensamientos suicidas. De la cifra general, 2 mil 122 menores tienen entre 0 a 5 años de edad, y a su corta edad ya han sufrido de violencia.

“Es mejor optar por medidas de aprendizaje. La idea es que los niños reflexionen y comprendan que han hecho mal las cosas. El maltrato físico está descartado”, señaló la psicóloga.

También están aquellos que no pegan, pero gritan y denigran al niño. No lo respetan como una persona con una opinión diferente, en proceso de desarrollo y con la necesidad de ser educado con amor y basado en normas claras. Además, de que hay padres que comparan a sus hijos con otros pequeños de su misma edad. “Dejar en claro, que cada menor es diferente, que cada pequeño tiene talento, los padres no deben de comparar a sus hijos con otros, eso baja su autoestima”, precisó Palomino.

Explicó que hay otras medidas para ‘castigar’ a un menor, por ejemplo, en vez de usar la fuerza y brutalidad, se podría corregir a los niños, sin dejarlos usar la computadora, o lo que más les guste a ellos. Si cada fin de semana salen de paseo, suspender una salida, hablar con ellos.

En el 2015 el Pleno del Congreso aprobó un proyecto de ley para prohibir el uso del castigo físico y humillante a los niños, niñas y adolescentes. La finalidad fue contribuir a promover nuevas prácticas de crianza dejando la violencia de lado, permitiéndoles a las familias, educadores y cuidadores tener nuevas herramientas para criar a niños y adolescentes.

Lo más leído