Temas

Ya no es secreto: cada día 5 niñas menores a 14 años se convierten en madres

Asociación impulsa programa que busca erradicar el silencio de las menores de edad que son violentadas

Ya no es secreto: cada día 5 niñas menores a 14 años se convierten en madres

Ya no es secreto: cada día 5 niñas menores a 14 años se convierten en madres

13 de Marzo del 2017 - 20:15 » Textos: Redacción Multimedia » Fotos: Captura

Siempre se ha relacionado a la palabra "hogar" como un lugar seguro, sin embargo, para las niñas estar en su casa puede convertirse en una de las peores pesadillas de su vida. Lourdes Sandoval, coordinadora de Proyectos de Calandria, en una entrevista a Correo a las 6 relató el objetivo de la campaña "Ya no es Secreto", la cual busca erradicar el embarazo de menores de edad a causa de una violación sexual. 

"Cada día 11 niñas y adolescentes son violentadas sexualmente", según un estudio de la Policía Nacional del Perú, 2015. De esta cifra, 5 niñas entre 10 y 14 años se convierten en madres. Y ante la Reniec en el 2015, 1538 madres de 11 y 14 años registraron a sus bebés. Una realidad cruda que deja mucho que desear sobre el bienestar de las niñas. 

¿Cómo prevenirlo? Es importante que la niña denuncie el hecho así sea el padre, padrastro, primo, tío o abuelo. "En el 2015, la Policía recibió 3765 denuncias de violaciones, de los cuales 2227 casos eran perpetrados por un familiar de la menor", comenta el informe de la Asociación de Comunicadores Sociales Calandria. Las menores también presentan síntomas cuando algo no está bien: La falta de apetito, dificultad para caminar, infecciones vaginales, ansiedad sin motivo aparente, depresión, insomnio o exceso de pesadillas, poco interés en sus amistades, rechazo a su propio cuerpo y dificultad para prestar atención.

Además, conoce la ruta de atención en casos de violencia sexual contra menores de edad. En un inicio la prevención se dará en centros de salud y colegios. La denuncia la puede formular cualquier persona sea de la familia o un conocido, esta se da en el Poder Judicial, Policía Nacional y Ministerio Público. Las instituciones, como el Ministerio de Salud, Educación y Centros de la mujer pueden brindar ayuda a la menor, luego el caso se abre a una investigación y se toman las medidas con tal de proteger a la víctima. 

El proceso judicial se termina condenando al agresor y se da una reparación de la víctima. Finalmente, existen instituciones que pueden ayudar al víctima a recuperarse. En este punto es importante que los padres también presten atención con tal de mejorar la calidad de vida de la menor. 

Mira la entrevista: