Temas

​Luchan por vencer la discapacidad y la pobreza

Entre los discapacitados hay una anciana con Parkinson severo y un niño que no puede gesticular ni emitir palabra

25 de Febrero del 2017 - 00:27 » Textos: Cesar Vélit » Fotos: Cesar Vélit

Además de la pobreza y de las múltiples dificultades que tienen que afrontar, también deben lidiar con la discapacidad física que padecen y que los tiene, a algunos sin poder hablar, a otros temblando incesantemente e incluso sin poder movilizarse.

En Huancavelica existen distintos sectores donde la huella de la miseria y la necesidad continúan visibles, los anexos de Castrovirreyna están entre estos lugares, donde viven diferentes personas, cuyas vidas han sido una lucha constante debido a las limitaciones físicas que tienen.

DRAMA. Una de estas personas es una anciana de 75 años, que prácticamente no tiene familia, vive gracias a la caridad de sus vecinos y se alimenta con lo que puede. Por si fuera poco la septuagenaria sufre de Parkinson severo y tiembla constantemente, no solo sus manos, si no también su cabeza y otras partes de su cuerpo. También hay un niño que no habla ni gesticula y varios pobladores en silla de ruedas que no caminan, además de adultos con distintas disfunciones.

ESPERANZA. Todas estas personas llegaron desde Castrovirreyna al Hospital Regional de Huancavelica, con la intención de ser revisados por especialistas del nosocomio y así su discapacidad quede certificada.

Al respecto el coordinador de las personas con discapacitad de Castrovirreyna, Serapio Chilquillo Suarez, manifestó que en total llegaron 13 pacientes con discapacidad, los mismos que ni si quiera tenían para costear sus pasajes, por ello él mismo tuvo que pagar sus viáticos.

“Todos ellos viven en distintos anexos y son de extrema pobreza, por ello esperámos que los encargados agilicen los trámites para que puedan acceder a su certificación y así recibir beneficios”, expresó el coordinador. Lamentablemente al igual que los 13 visitantes, en diversos puntos de la región existen pobladores que sufren de discapacidad, algunos de ellos esperan conseguir un trabajo de acuerdo a lo que le permite sus atribuciones físicas y así salir de la pobreza.

TEMOR. Pide ayuda para traer a personas con esquizofrenia.  El coordinador de las personas con discapacidad contó que en Castrovirreyna hay dos varones que sufren de esquizofrenia, que son bastante agresivos y que se han convertido en un peligro para sus familiares, por ello pidió apoyo para que puedan ser traídos a Huancavelica y reciban tratamiento

ESPERA. Los discapacitados permanecieron varias horas en el hospital, esperando ser revisados por especialistas