Temas

Satipo: ​11 comunidades nativas al fin son dueñas de sus tierras 

Más de un año de intenso trabajo concluye con la entrega de títulos a representantes nativos

Satipo: ​11 comunidades nativas al fin son dueñas de sus tierras 

Satipo: ​11 comunidades nativas al fin son dueñas de sus tierras 

03 de Junio del 2017 - 09:20 » Textos: Willy Quintana » Fotos: Correo

Pobladores de once comunidades nativas de la provincia de Satipo al fin logran seguridad jurídica en sus tierras, pues el 26 de mayo último recibieron los títulos de propiedad de un total de 35 mil 310 hectáreas, luego de un intenso de trabajo que duró más de un año y medio.

El plan de saneamiento físico legal de once comunidades nativas se concretó a raíz de un convenio suscrito entre el Gobierno Regional de Junín y la Comisión Nacional para el Desarrollo y Visa sin Drogas (Devida), y tuvo una inversión de 2 millones 115 mil 192 soles. El primero destinó 915,192 soles, mientras que la Unión Europea a través de Devida dispuso un millón 200 mil soles.

DETALLES. El coordinador de las actividades de saneamiento físico y legal, Clodoaldo Hilario Briceño, detalló que el trabajo inició en setiembre de 2015 con varias brigadas, entre ellos topógrafos, abogados, enfermeros, cocineros, entre otros, que se internaron en la selva junto a representantes de las comunidades, primero para evaluar la existencia de propietarios y zonas arqueológicas, luego para construir trochas y colocación de hitos con el uso de GPS, que luego dio lugar a la firma de actas de colindancia entre los dirigentes nativos.

El especialista detalla además que en este proceso tuvo sustancial importancia la Central Asháninka del Río Ene (CARE) a través de su presidente Fabián Antezana Camacho y Central Asháninka del Río Tambo (CART) con Ruth Buendía a la cabeza.

Las comunidades beneficiarias son Alto Komanashyarii en Rio Ene cuyo terreno titulado es 131 hectáreas (has), Potsoteni en Río Ene con 1,951 has; Anapate Lote A en Río Tambo con 789 has; Anapate Lote B con 956 has; Betania en Río Tambo con 8,479 has; Camantavichi en Río Ene con 2,158 has; Marankiari en Río Tambo con 5,437 has.

Asimismo, Otica en Río Tambo con 1,964 has; Oviri con 1,606 Has; San Francisco de Cuchireni con 1,924 has; Parijaro en Río Ene con 7,281 has y Bueno Aires en Río Tambo con 2,627 hectáreas.

“La titulación era la aspiración de las comunidades por 15 y 20 años, y al fin podrán tener la seguridad de que sus tierras les pertenecen. Con sus títulos podrán evitar la tala indiscriminada de árboles y se evitarán conflictos con comunidades de regiones vecinas”, indicó Hilario Briceño.

Del mismo modo indicó que el Estado sentó su presencia luego de años de espera.

ACABADO.  Todo el largo proceso acabó finalmente con la entrega de resoluciones de la Dirección Regional de Agricultura de Junín donde aprobaron la demarcación de las tierras comunales, que dio pie a la entrega del título con fin agropecuario y contrato de cesión de uso sobre el área forestal. Para ello, contaron con un informe del Ministerio de Cultura para evitar la existencia de restos arqueológicos que merezcan la protección del Estado.