Temas

Hermanos Roncal ofrecieron medio millón de dólares a auditor de Sunat

Colaborador eficaz señala que ambos empresarios buscaban que Luis Cieza dejara de lado investigaciones contra empresas de su propiedad. Asimismo, afirma que ambos fueron responsables directos de la muerte y que pagaron en la misma empresa por ello

Hermanos Roncal ofrecieron medio millón de dólares a auditor de Sunat

Hermanos Roncal ofrecieron medio millón de dólares a auditor de Sunat

07 de Noviembre del 2016 - 09:08 » Textos: Jhonatan Labán » Fotos: Correo

Cerca de cumplirse un año del asesinato del auditor de la Superintendencia Nacional de Aduanas y Administración Tributaria (Sunat), Luis Roberto Cieza Herrera, parece que por fin la verdad se abre camino. Y es que la desarticulación y captura de parte de la red criminal “La hermandad del norte”, permitió conocer acciones que vinculan a los conocidos empresarios azucareros Carlos y Samuel Roncal Miñano con este sonado crimen, en la región Lambayeque

De este modo, la hipótesis que se manejó en su momento y que decía que la muerte se debió a que Cieza Herrera no aceptó prebenda para abandonar la investigación a los hermanos Roncal, se afianza de manera significativa. La captura del mayor de los hermanos Roncal (Samuel) cerraría para siempre este turbio episodio.

DETALLES. En el requerimiento de detención preliminar contra los 35 presuntos integrantes de “La hermandad del norte” y “Los empresarios del norte”, se menciona un hecho que puede resultar fundamental para entender la muerte del funcionario de la Sunat.

El colaborador eficaz FPCLL27042016 señala que ambos hermanos ”habrían ofrecido a través de su contador Heráclides Antonio Arenas Delgado (65) “El contador”, la suma de quinientos mil dólares americanos, a Luis Roberto Cieza Herrera para que no continúe fiscalizando las empresas los hermanos Roncal Miñano”.

Con ello, ambos pretendían -según el testimonio- que el llamado “Grupo familiar Roncal Miñano”, compuesto por 29 empresas, no siga bajo la fiscalización del funcionario estatal.

Asimismo, el colaborador relata también que Carlos y Samuel Roncal estaban presentes en el restaurante de la ciudad de Ferreñafe, donde se gestó el encargo para asesinar a Cieza Herrera. Así como efectuar el pago a Epifanio Sánchez Coronel (34) por este trabajo, en las inmediaciones de la fábrica azucarera.

Esta información fue confirmada por otro colaborador, con nombre clave PFCLL15012016.

PLAN. Pero esa no era la primera vez que la vida del funcionario tributario corría peligro. Otro colaborador eficaz, el 15012016, explicó que en marzo de 2015, los hermanos Carlos y Samuel Roncal Miñano solicitaron los servicios de los hermanos Sánchez Coronel para asesinar a Luis Cieza.

El intermediario en esa ocasión habría sido, según dicha versión, Alexander Siesquén Sampén (46) “Cojo”, quien consiguió la ficha de identificación de la víctima para que los sicarios cumplan con el trabajo.

El testimonio ante las autoridades indica que David Guerrero Rodríguez “Ñoño” contactó a dos sicarios procedentes de Trujillo para realizar los disparos. No obstante, tanto Ayrton Ushñahua García como Yeampiere Pérez Caipo fueron detenidos poco después de llegar a Chiclayo.

De acuerdo al informante, el internamiento de “Ñoño” en el penal determinó que Siesquén Sampén cambie de plan y busque a a Jhon Díaz Ponce (39), “Jhon caco”, quien concertó con Epifanio Sánchez el asesinato del trabajador de la Sunat dos días antes de navidad.

CRIMEN. Heráclides Arenas Delgado fue quien se ofreció de intermediario entre los hermanos y el auditor de la Sunat, a unos días que ocurriera el atentado contra este último, según lo revelado en la investigación.

Los 500 mil dólares no habrían hecho cambiar de razón a Cieza Herrera, ni siquiera porque el intermediario compartía un vínculo con él. Y es que los hijos de ambos estudiaban en un reconocido colegio particular de Chiclayo y el día de la promoción de los menores, Cieza Herrera le comentó el hecho a su esposa.

Incluso se negó a compartir mesa con “El contador”, lo que habría firmado la sentencia que se cernía sobre el funcionario.

El 23 de diciembre del año pasado, Luis Cieza regresaba de su centro de labores cuando fue cobardemente atacado. Joseph Jack Salazar Silva (23), “Periquito”, fue quien -según la investigación fiscal- disparó contra el funcionario, dejándolo tendido cerca a su hogar, en el 925 de la Av. Grau, en Santa Victoria, y frente a uno de sus menores hijos.

El conductor de la moto en que fugaron, de acuerdo a dicha investigación, fue Fulgencio Rivera Maza (34), “Zurdo”, quien condujo la motocicleta en la que se trasladó al sicario. Días después, Salazar Silva tuvo un enfrentamiento con Siesquén Sampén, debido a que este último habría sido premiado con una camioneta de parte de los Roncal Miñano, por la muerte del auditor.

Lo más leído