Temas

Lambayeque: PNP y Fiscalía tienen cercados a prófugos de “Los Cogoteros”

Entre ellos figuran imputados por robo y también a cargo de coordinar la venta de los objetos obtenidos por falsos taxistas al asaltar a pasajeros. Mientras tanto, detenidos son sometidos a interrogatorio y se les realiza examen de perfil psicológico
Lambayeque: PNP y Fiscalía tienen cercados a prófugos de  “Los Cogoteros”

Lambayeque: PNP y Fiscalía tienen cercados a prófugos de “Los Cogoteros”

13 de Marzo del 2017 - 09:21 » Textos: Luis Camasca » Fotos: Correo

Tendrían los días contados. A la fecha, son cuatro los implicados en la presunta organización criminal “Los Cogoteros de Chiclayo” a quienes la Policía sigue los pasos, entre los cuales figuran tanto personas sindicadas por robo (fingiendo ser taxistas para asaltar a sus pasajeros) como por la posterior venta de los objetos obtenidos de forma ilícita.

Como se recuerda, el pasado jueves 9 de marzo, mediante un megaoperativo liderado por la Fiscalía Especializada contra la Criminalidad Organizada (Fecor) de Lambayeque, se logró capturar a 18 de los 23 implicados en esta supuesta red delictiva.

Entre los investigados, figura también un reo en cárcel: Manuel Wilfredo Sánchez Benavides, lo cual deja como saldo un total de cuatro imputados que permanecen prófugos, como lo muestra también el organigrama presentado por la Policía Nacional del Perú (PNP) para describir la forma en que el grupo habría organizado su accionar.

BUSCADOS. Según indicaron fuentes de la PNP y la Fiscalía, la captura de estas personas sería cuestión de días, pues se tiene conocimiento de sus movimientos y no sería difícil proceder a su detención en el momento menos esperado. Y es que, como se sabe, contra ellos también pesa la orden de detención preliminar por 10 días dictada por el Sexto Juzgado de Investigación Preparatoria de Chiclayo.

En primer lugar tenemos a Henry Morocho Mendo, alias “Pelao”, quien de acuerdo a los elementos de convicción presentados hasta el momento por el Ministerio Público habría tenido comunicación con el supuesto cabecilla del grupo, el detenido Franklin César Arquinio de la Cruz, alias “César” o “Marca”.

En una de las escuchas telefónicas registradas por la Fiscalía, que data del 1 de mayo del 2016, se tiene que Henry Morocho Mendo recibe una llamada de “César”, quien le indica de forma detallada que cuando los pasajeros que llevaba “Pelao” en su vehículo se duerman, los conduzca por la urbanización Santa Victoria, donde el mismo cabecilla lo estaría esperando para cometer el atraco.

El siguiente en la lista es Jorge Luis Loayza Guerrero, conocido como “Luis”, “Jorge” o “Koky”. En su caso, se cuentan dos audios en los cuales coordina con “César”, ambos del 2 de mayo del 2016. En el primero, el cabecilla le pide a “Luis” su ubicación exacta y este le contesta que se halla con un servicio de taxi en la intersección de la calle 7 de enero con la avenida Pedro Ruiz, en Chiclayo, y que se dirigía a a la calle Leoncio Prado.

Minutos después, “Luis” llama a “César” para informarle que el pasajero que lleva en su unidad se ha quedado dormido. Su “jefe” le recomienda entonces que conduzca por calles sin baches para que no despierte a la víctima y que se dirija a la avenida Lora y Lora, donde lo esperaría para ejecutar el robo.

NEGOCIO. De similar forma, está el caso de José Miguel Ramírez Cueva, alias “Queso”, quien para la Fiscalía tendría responsabilidad en el presunto delito de robo agravado a raíz de dos hechos registrados en febrero de este año, en la intersección de las calles Inca Yupanqui y Amautas del distrito de La Victoria.

No obstante, Ramírez Cueva también es investigado por el supuesto delito de receptación al ser considerado entre los responsables de ocultar y vender los objetos que eran robados por “Los Cogoteros”. Para esto, “Queso” habría contado con un equipo celular con el cual coordinaba con los otros investigados y se ponían de acuerdo sobre el lugar donde realizarían la compra de los equipos.

Además, la Fecor registra un audio con fecha 10 de febrero del 2017, en el cual se demostraría que “Queso” se comunicó con el cabecilla César Arquinio de la Cruz, alias “César”. Este último, le ofrecería en venta un celular marca Samsung que habría robado, a lo cual “Queso” responde que lo lleve a su stand. Además, “César” le dice que está con un amigo que tiene un equipo J7 nuevo y le pregunta cuánto le daría por el mismo. Ramírez Cueva le ofrecería S/ 450.00 por el celular.

Finalmente, y de acuerdo al organigrama presentado el pasado jueves 9 de marzo, la Policía también está tras los pasos de Alex Seferino Teque Espinoza, alias “Chicho”, a quien se investiga por los presuntos ilícitos de robo y receptación.

De forma similar a la de “Queso”, la Fiscalía sostiene que Teque Espinoza habría tenido un equipo celular que usaba para comunicarse con los otros implicados en la red, a quienes atendería en su stand ubicado en el primer piso de las galerías Juan Cuglievan, en el sector conocido como “La Cachina”, en Chiclayo.

Según la Fiscalía, “Chicho” intercambió hasta 10 llamadas telefónicas con César Arquinio de la Cruz (a) “César” entre el 27 y el 30 de mayo del 2016. En una interceptación telefónica, con fecha 28 de mayo, se escucharía a “Chicho” preguntándole al supuesto cabecilla de la banda si estaba con “el toro” (refiriéndose a una víctima), pues había visto que este último tenía una laptop en su mochila y un celular. Sin embargo, “César” le responde que ya dejó a dicha persona, pues, al parecer, no tenía nada.

DILIGENCIAS. En cuanto a los 18 investigados que permanecen como detenidos en la sede del Departamento Antidrogas (Depandro) de Chiclayo, se supo que durante el último fin de semana fueron sometidos a exámenes para determinar su perfil psicológico. Asimismo, hoy empezarían con los interrogatorios.

Se informó también que todavía están pendientes varias diligencias antes de que se solicite prisión preventiva, como el reconocimiento en rueda de detenidos, que se realizaría en estos días.