Temas

Nuevo caso de feminicido conmociona a pobladores puneños

Ella presentaba lesiones a la altura del rostro, además tenía cortes en el ojo izquierdo, provocados al parecer por un cuchillo, heridas similares se le encontró en la nuca.

Nuevo caso de feminicido conmociona a pobladores puneños

Nuevo caso de feminicido conmociona a pobladores puneños

23 de Mayo del 2017 - 10:30 » Textos: Correo Puno » Fotos: Difusión

Un nuevo caso de feminicidio se ha registrado en Puno. La víctima fue Andrea Condori Curazi (63), quien fue encontrada muerta en una de las habitaciones de su domicilio ubicado en el jirón Belizario Suárez N° 209, del barrio Universidad de la Ciudad Lacustre.

La mañana de ayer, cerca a las 9:00 horas, un equipo de Investigación Criminal, de la Policía Nacional llegó hasta el inmueble para recoger todos los indicios en la escena criminal. La mujer fue encontrada boca arriba, tendida sobre la cama de su habitación.

Ella presentaba lesiones a la altura del rostro, además tenía cortes en el ojo izquierdo, provocados al parecer por un cuchillo, heridas similares se le encontró en la nuca.

Los cortes en ambas manos, permitieron deducir que la sexagenaria se había logrado defender de su verdugos. Uno de los agentes del orden, contó que la mujer fue asfixiada con una almohada y finalmente una estocada atravesó su rostro, para ponerle fin a sus días.

ASESINOS. Hasta el momento de la inspección, los familiares de la señora dijeron no saber nada. Su conviviente, Dionicio Mamani Laura (60), inclusive se negó a dar declaración alguna.

Ante la negativa, los familiares fueron conducidos al Departamento de Investigación Criminal donde se les realizó la prueba de luminol Blue Star.

Grande fue la sorpresa de los agentes del orden, cuando el resultando dio positivo para la pareja de la occisa. Al principio él negó los hechos, pero las diferentes preguntas lo abrumaron rápidamente, confesando luego, su crimen.

El asesinato de Andrea Condori Curazi, se produjo la madrugada de ayer, aprorximadamente a las 04:00 horas. Pero el asesino confeso, no actuó solo, para lograr su propósito había contratado los servicios de Armando Quispe Tintaya, a quien le habría pagado la suma de S/. 500.00 soles. La policía lo busca.