Sicariato cobró 5 vidas en el 2013

Sicariato cobró 5 vidas en el 2013
Textos: JORGE ALBERTO C. web@grupoepensa.pe |

Crímenes sin resolver. Todo un misterio para los familiares representan las cinco muertes, en manos de sicarios, ocurridos durante el 2013 en Ayacucho. Los casos ocurridos en Huanta y Huamanga evidencia la presencia de bandas de criminales que prestan servicio a las mafias del narcotráfico y ciudadanos acaudalados.

El primer caso ocurrió el 7 de enero cuando sujetos desconocidos ingresaron a la vivienda de Rufino Lunasco Ruiz (55) y lo balearon en delante de su familia. El crimen ocurrió en la comunidad de Cedropata, en la provincia de Huanta.

Dos días después en la misma provincia, presuntos arranchadores de droga balearon a Efraín Santiago Condoray (24), el hombre murió camino al hospital. Aquel día en la localidad de Ayapata los delincuentes interceptaron y dispararon contra un vehículo que cubría la ruta San José de Secce.

El tercer caso ocurrió 4 de febrero cuando pobladores del sector denominada Vizcachahuayqo, en el barrio de Santa Elena, en Huamanga, hallaron el cuerpo de Renzo Robles Salvatierra. El cadáver tenía signos de tortura y fue llenado en costalillo.

El último crimen fue el de Genovevo Bañico Sosa (36) y Hermógenes Marquina Quispe (37) ocurrido en ultimo domingo en Huamanga.