Temas

​Día Mundial del Donante de Sangre: 8 mitos y verdades sobre la donación

Temas referentes a enfermedades, tatuajes y otros a veces nos desaniman a donar

​Día Mundial del Donante de Sangre: 8 mitos y verdades sobre la donación

(AFP)

14 de Junio del 2017 - 12:40

Donar sangre ayuda a salvar miles de vidas cada año y es una ayuda fundamental para pacientes con enfermedades letales. Este noble y desinteresado acto, conlleva mitos que hacen que muchos de los posibles donantes se desanimen a última hora.

Raul Baltodano Diaz, Médico Cirujano y docente de la Universidad Católica Sedes Sapientiae nos comenta los 8 mitos y verdades sobre la donación de sangre:

1.Si dono sangre me debilitaré: si un donante pesa más de 50 Kg, ha consumido alimentos al menos 4 horas antes de la donación y si no ha trasnochado no se sentirá débil.

2.Si tengo tatuajes o piercing no puedo ser donante: si el tatuaje o piercing fue hecho un año antes de la donación y en un lugar seguro, hay menos riesgo de traer consecuencias ya que se pueden hacer los exámenes respectivos para detectar alguna patología.

3.Puedo contraer VIH-SIDA u otra enfermedad si dono sangre: el material usado en la donación es estéril y descartable por lo que se descarta una posible infección.

4.Haber padecido Hepatitis excluye ser donante: depende del tipo de Hepatitis, si se ha padecido la hepatitis A antes de los 12 años puede ser donante, pero no en casos de haber tener o haber tenido hepatitis B y/o C.

5.La sangre donada es analizada: definitivamente toda sangre donada sigue una serie de exámenes para evitar la transmisión de enfermedades.

6.Solo se necesita la sangre en casos de emergencia: la sangre también se necesita para cirugías programadas, pacientes en tratamiento y otros casos, además la sangre necesita ser analizada previamente.

7.Si tengo gripe no puedo donar sangre: si se padece de gripe se recomienda superar este proceso para poder donar sangre de manera segura.

8.Donar sangre afecta la capacidad sexual y reproductiva: la cantidad de sangre que se dona se reestablecerá naturalmente y no afectará la salud sexual y/o reproductiva.