Temas

Martina Otto: “Las edificaciones serán sostenibles y menos costosas”

Martina Otto, experta del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente. Especialista en temas ambientales explica por qué los países deben apostar por construcciones que reduzcan la huella de carbono

Martina Otto: “Las edificaciones serán sostenibles y menos costosas”

Martina Otto: “Las edificaciones serán sostenibles y menos costosas”

05 de Octubre del 2016 - 07:39 » Textos: Karina valencia » Fotos: Leandro Britto

Diversas organizaciones han estimado un incremento en la demanda de viviendas en todo el país. Este escenario presenta una nueva mirada hacia la edificación de construcción sostenible, enfocada al deseo de disminuir la huella ambiental de los agentes contaminantes de este rubro.

Por esta razón, la Fundación Suiza de Cooperación para el Desarrollo Técnico “Swisscontact” organizó el Seminario Internacional: Construcción segura y sostenible, donde Martina Otto, experta en políticas públicas ambientales del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (Pnuma), explicó los principales avances de la región en cuanto a la implementación de edificios verdes, así como el futuro que le espera a los gobiernos que apuesten por políticas públicas de esta índole.

¿Qué características debe tener una edificación para ser sostenible? 

Son diversos aspectos que se deben alcanzar. Los materiales de construcción tienen que ser fabricados de una manera, y ser evaluados durante todo su ciclo de vida. Estos edificios tienen que tener un nivel de comodidad apropiado tanto del lado ambiental de la sostenibilidad y lo económico (asequibilidad).

Este tipo de construcciones se ha convertido en una tendencia en Latinoamérica, pero ¿cómo ha cambiado la perspectiva en todo el mundo? 

Se ha reconocido que las edificaciones deben ser mucho más sostenibles y, junto al uso de las tecnologías, ser menos costosas. Esta tendencia ascendente apunta a tener edificaciones con cero emisiones, incluso con energía positiva.

Con este avance, ¿se ha observado una apuesta en el trabajo entre las compañías privadas y el Estado? 

Veremos que eso va a suceder cada vez más de ahora en adelante. No contribuye tener este tipo de edificaciones sino existen las políticas adecuadas, donde el mercado sepa dónde moverse, y el sector privado pueda estar preparado para brindar los productos con los estándares y normas apropiados. Las nuevas tecnologías se están volviendo más interesantes en términos de costos, por eso creo que es una buena oportunidad de negocio para el sector privado.

¿Cuáles son los principales beneficios de estos edificios para el medio ambiente y la sociedad?

Estas construcciones reducen la huella de carbono; por lo tanto, hacen una gran contribución a la lucha contra el cambio climático. Si las edificaciones son más eficientes en cuanto al uso de energía, se podrá reducir la necesidad de que haya más infraestructura energética y traerá beneficios económicos enormes a nivel nacional.

Desde el Pnuma, ¿qué cuidados se están impulsando? 

El Pnuma apoya a los gobiernos para que tomen los diferentes pasos que busquen tener edificios sostenibles. Apoyamos las negociaciones climáticas, trabajamos mucho con el sector privado y hay una cooperación con industrias de cemento. En esta región, mucho de los materiales de construcción, como los ladrillos, son producidos de manera artesanal y no rinden a nivel de eficiencia. Eso también conduce a emisiones de carbono negro, al ser un forzador climático que causa serios problemas para la salud.

¿Esta mejora en las edificaciones significa un cambio en la formación académica de los profesionales de este sector?

Esto va a requerir un grupo diferente de habilidades para los trabajadores de construcción, los arquitectos, los ingenieros y toda la cadena del sector de la construcción. La población tiene que cambiar su mentalidad. Debemos crear conciencia y conocer más sobre la tecnología disponible, para ser capaces de explicarla a los clientes. Por ello, se va a requerir que las universidades y los institutos cambien sus planes de estudio, para contribuir con lo que se conoce como ‘empleos verdes’.

¿Dichas construcciones requieren de una serie de aspectos para recibir la certificación de ser sostenible? 

La certificación, luego de ser verificada apropiadamente, es una muy buena herramienta para diseñar y gestionar edificaciones verdes, y crear conciencia entre los usuarios finales sobre sus beneficios. También puede servir para los gobiernos que buscan promover políticas públicas sostenibles. Hoy existen tendencias que consideran comprar o alquilar este tipo de infraestructura, debido a que las compañías, al conocer las ventajas de estos edificios, buscan fortalecer su reputación como parte de la responsabilidad social corporativa que mantienen.

DATO

Martina Otto. Abogada. Jefa adjunta de la Secretaría de la Coalición Clima y Aire Limpio de las Naciones Unidas. Cuenta con más de 20 años de experiencia en Política Ambiental y Derecho.

31 edificios verdes existen en Perú hasta junio de este año.

40 puntos es la cifra mínima para lograr la certificación Leed en este rubro.

Chicas Bocon

Lo más leído