Temas

Opinión
Eugenio D'Medina Lora

Eugenio D'Medina Lora

​Honor a Faustino

El Perú se empieza así a poner al día con uno de sus hijos más preclaros

03 de Junio del 2017 - 08:06 Eugenio D'Medina Lora

El pasado miércoles se publicó oficialmente la Ley 30572 que establece que los días 2 de junio sea conmemorado el día del Tribuno José Faustino Sánchez Carrión. El ilustre huamachuquino falleció en dicha fecha y el Congreso decidió honrarlo ese día por impulso de su primera vicepresidenta, Rosa María Bartra. Ayer hubo un conversatorio en el Palacio Legislativo sobre la vida y obra de prócer, al cual tuve el privilegio de ser invitado a participar.

El Perú se empieza así a poner al día con uno de sus hijos más preclaros y que de, alguna manera, ha sido poco visibilizado en la historiografía peruana. Para dimensionarlo en contexto, Sánchez Carrión es el “Thomas Jefferson peruano”, un auténtico Padre Fundador del Perú, a quien le debemos en gran medida que hoy seamos una república. Hablamos de un hombre continental, perteneciente a esa élite de “hacedores de Estados” compuesta por personajes como Juan Bautista Alberdi, Domingo Faustino Sarmiento, Andrés Bello, Diego Portales o Benito Juárez.

Solo Dios sabe lo más que pudo dar al Perú este ilustre tribuno de haber prolongado su existencia más allá de los breves treinta y ocho años que vivió, pero que le alcanzaron para dejar un imponente legado. Además de sus muchas acciones políticas, baste reseñar su impronta como autor principal de la primera Constitución del Perú, de corte liberal, y de los dos célebres ensayos conocidos como las “Cartas del Solitario de Sayán”.

Ojalá este paso del Congreso sea solo el primero para descubrir el gran legado de Sánchez Carrión y colocarlo a la altura histórica que merece. En un país acostumbrado a poner como referentes de su independencia a personajes extranjeros, no estaría mal redescubrir a los peruanos que imaginaron otro país cuando se enfrentaron al desafío de fundarlo. Y ahí, el gran Faustino, como me gusta llamarlo, tendrá que estar, no tengo duda, en el primer lugar.

tags