Temas

Opinión
Agustín Figueroa

Agustín Figueroa

Necesitamos detectives

El general Remigio Hernani ha hecho una propuesta de acciones estratégicas para el fortalecimiento de la función de investigación criminal de la Policía, a nivel nacional.

13 de Noviembre del 2016 - 07:23 Agustín Figueroa

El general Remigio Hernani ha hecho una propuesta de acciones estratégicas para el fortalecimiento de la función de investigación criminal de la Policía, a nivel nacional. En la introducción, el autor explica que la función de investigación criminal en todas las policías del mundo está orientada a descubrir e investigar delitos y perseguir a los delincuentes para encausarlos y asegurar su procesamiento penal. El principal obstáculo para el cumplimiento de esta función en la Policía Nacional del Perú es la insuficiencia de personal asignado a unidades PNP de investigación por la precariedad de recursos presupuestales y por la falta de especialización y asignación de los medios adecuados para la investigación criminal. Esto determina que no se pueda enfrentar de manera eficaz la criminalidad.

Un grupo importante de los detenidos por la supuesta comisión de delitos son dejados en libertad rápidamente debido a la incapacidad en sustentar los casos con pruebas técnicas y científicas obtenidas dentro del marco legal correspondiente. Es evidente que necesitamos más y mejores detectives. Los altos niveles de impunidad son una clara evidencia de la poca capacidad investigativa de la Policía Nacional. Según explica Hernani, la débil formación de los efectivos policiales en tareas de investigación nos lleva a advertir que existen serias y marcadas deficiencias en técnicas básicas, como la protección de la escena del crimen, la recopilación de indicios y evidencias, entrevistas e interrogatorios, redacción de actas y procedimientos especiales de investigación, entre otros.

En la citada propuesta se señala que en la actual estructura de la Policía Nacional existe una manifiesta orientación al policía sin especialidad determinada, con una tendencia a mezclar funciones bajo la supuesta teoría de la “unidad de la función policial: prevención e investigación”, situación que no ha dado resultados en los más de 25 años que tiene la institución desde la unificación de las exinstituciones policiales. Según el autor de este enfoque, en todo este tiempo, las amenazas de la delincuencia armada y del crimen organizado no han dejado de crecer, las cifras de homicidios dolosos y de delitos contra el patrimonio han aumentado sostenidamente en coincidencia con las altas tasas de victimización y los elevados niveles de violencia delincuencial. Hernani concluye, en relación a la “unidad de función policial”, que la experiencia y la necesidad de especialización para alcanzar eficacia de la labor policial exige separar la función de investigación criminal en el marco de la justicia penal respecto de la función de prevención que interactúa principalmente con la población en el concepto de policía comunitaria. En este breve resumen es pertinente destacar el diagnóstico y las propuestas para la solución de los problemas a nivel nacional de la PNP, que incluyen la cobertura nacional de la función de Investigación Criminal, el efectivo policial necesario; la capacitación para la especialización, un marco normativo adecuado; una estructura organizacional y el fortalecimiento de la especialidad.

La propuesta establece que aunque se concrete en el corto plazo el incremento significativo del efectivo policial dedicado a la función de investigación criminal, es evidente que dicho personal carece de los conocimientos especializados y de las destrezas técnicas apropiadas para realizar en forma eficiente y eficaz las tareas del proceso de investigación. Este es el efecto directo y sustantivo del debilitamiento progresivo y sistemático de la práctica de investigación criminal con bases científicas y doctrinarias solventes, que se han producido en el Perú desde 1987. Hernani dice que es absolutamente necesario que el personal incorporado a esta función cuente con los conocimientos, habilidades y actitudes indispensables para las tareas especializadas de la función, tales como Lógica y Método de la Investigación científica del delito, aplicación del Código Procesal Penal a la actividad de investigación del delito y redacción de documentación del proceso de investigación, técnicas de investigación policial y técnicas especiales de investigación. Ante la interrogante de cuántos detectives necesitamos a nivel nacional en el corto plazo, la propuesta de un requerimiento mínimo genérico de personal policial está detallada en las unidades de investigación existentes. La falta de detectives es evidente, pero prefiero no publicar las cifras en relación a este asunto. El autor dice que la falta de policías de investigación criminal, detectives, es enorme por lo que no debemos olvidar que son los únicos que pueden ubicar, identificar y con el debido proceso poner a buen recaudo a las bandas criminales. Esta propuesta tiene que ser evaluada por todos los responsables de la seguridad ciudadana en el país. Salvo mejor opinión.

tags