Temas

Opinión
Renato Sandoval

Renato Sandoval

Trump: Lamento made in Perú

Eso es Trump. Un populista de mensaje ligero, de hablar sin freno, de decir las cosas que muchos piensan...

10 de Noviembre del 2016 - 09:25 Renato Sandoval

Ya, ya. Tranquilos. Ni eres gringo ni te hace norteamericano tener a tu pariente cholo en los Estados Unidos, menos si tu conocido o familiar se casó con un yanqui. Así que si ganó Donald Trump, no te arañes. Si eres hincha de Clinton, caballero, busca a otra gringa, salao. Pero, qué ganas del peruano de adoptar sufrimientos ajenos.

Si un candidato a alcalde vecinal ofrece en mi barrio que habrá armas de fuego en cada esquina para espantar a los delincuentes que se asomen, sin dudarlo, voto por esa persona, a ojos cerrados. Listo.

Es más, si el mismo postulante a autoridad local promete que alzará unos metros la pared trasera de mi casa para evitar que algún curioso intente entrar a mi patio, sin pensarlo dos veces, le doy mi apoyo. Es más, llamo a más gente a elegirlo.

Eso es Trump. Un populista de mensaje ligero, de hablar sin freno, de decir las cosas que muchos piensan, pero que pocos dicen por temor a ser vapuleados por la opinión pública. No es políticamente correcto. El magnate es la voz del típico gringo todopoderoso que anda con arma en la cintura y botas de cuero.

Oye, Perú es insignificante política y económicamente para los Estados Unidos si es que este gigante mirara Sudamérica. Acá no hay petróleo como en el Medio Oriente y tampoco se necesita sabotear Venezuela para que la misma oposición acabe con Nicolás Maduro. Trump ni nos ha mencionado como parte del continente, salvo su rechazo a los latinos, especialmente los mexicanos.

La política de fronteras abiertas europea no es la misma que la norteamericana, menos los peruanos van a Gringolandia a buscar una chance laboral ni cultural. A lo mucho -como nunca antes- gastan dinero durante las vacaciones viendo a Mickey Mouse. ¿De qué nos asusta que haya ganado Trump? ¿De que los latinos ilegales sean deportados? Oigan, acá pensamos lo mismo de los haitianos, los colombianos, los venezolanos.

Perú no era un aliado sudamericano en la época de los demócratas, así que con los republicanos nada cambiará. Creo que es momento de incertidumbre por el mensaje beligerante de campaña, pero sabemos que el poder económico se encarga de difuminar el polvo de la batalla. Así que duerme tranquilo, peruanito, y sigue soñando con la visa.

tags