Temas

Opinión

Unir fuerzas para tallar el futuro

​La renuncia de Alfredo Thorne al Ministerio de Economía y Finanzas es un capítulo más de la presión de la bancada mayoritaria del Congreso de la República para imponer su punto de vista. Con Thorne ya son tres los ministros que han tenido que dejar sus cargos antes de que los censuren. Esto en menos de un año. Todo un récord.

23 de Junio del 2017 - 07:30 Editorial

La renuncia de Alfredo Thorne al Ministerio de Economía y Finanzas es un capítulo más de la presión de la bancada mayoritaria del Congreso de la República para imponer su punto de vista. Con Thorne ya son tres los ministros que han tenido que dejar sus cargos antes de que los censuren. Esto en menos de un año. Todo un récord.

La tarea del Gobierno es mayúscula. Después de esta pérdida, si los máximos exponentes del oficialismo no reflexionan y piensan de prisa, vendrá el abismo. Además, el Presidente de la República debe decidirse por un buen reemplazo. No debe haber personaje cuya salida resulte traumática, el equipo ministerial debe seguir enfrentando los retos a la altura de las circunstancias.

Es cierto que en el Parlamento, las palabras, hasta cierto punto, son ineficaces porque destruyen y alejan. Muchos hablan más desde su enojo personal antes que desde el beneficio para el país.

Es momento de que el presidente Pedro Pablo Kuczynski debe hacer gala de su experiencia y, con perspectiva más serena, allanar las diferencias con la oposición y reforzar las coincidencias para trabajar por el desarrollo del Perú.

Por ahora, tiene la buena disposición del congresista Kenji Fujimori, quien ha pedido unirse en estos momentos. El hijo menor del expresidente Alberto Fujimori sabe que es necesario unir fuerzas para tallar el futuro, consciente de que el presente es imperfecto. Busca diferenciarse de sus compañeros que se dedican al arbitrario método de imponer consignas y guillotinas, lo que, lejos de solucionar, agrava los problemas.

tags