Temas

Colombia y las FARC firman hoy acuerdo final de paz

PPK, que asiste a la ceremonia como invitado especial, declara que “el Perú, al igual que país vecino, también ha sufrido las consecuencias del terrorismo. El dolor ocasionado nos ha retrasado décadas".

Colombia y las FARC firman hoy acuerdo final de paz

Colombia y las FARC firman hoy acuerdo final de paz

26 de Septiembre del 2016 - 06:33 » Textos: Damián Retamozo » Fotos: AFP

Esta tarde, a las cinco, (hora de Lima), el estado de Colombia y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia - Ejército del Pueblo (FARC-EP), el grupo armado rebelde más antiguo de América, firmarán un acuerdo final de paz después de 52 años de violencia y zozobra para la población de ese país.

El presidente Juan Manuel Santos y Rodrigo Londoño, alias “Timochenko”, el máximo líder guerrillero, escribirán sus firmas en un documento de poco más de 200 páginas ante 2500 invitados en el Centro de Convenciones de Cartagena de Indias, un rutilante destino turístico en el Caribe colombiano.

Pese a la oposición de un sector de colombianos, el ánimo prevalente en la población es de celebración de este hecho que califican de “histórico”.

La suscripción del acuerdo de esta tarde precede al referendo, el cual ha sido programado para el próximo domingo 2 de octubre en todo el territorio a fin de conocer el respaldo o rechazo de los colombianos.

Unos quince jefes de Estado, 27 cancilleres, además del secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry; el rey emérito de España, Juan Carlos I; y los secretarios generales de la ONU, Ban Ki-moon, y de la OEA, Luis Almagro, figuran entre los invitados especiales. Mil periodistas de todo el mundo cubrirán desde Cartagena el acontecimiento.

PPK EN CARTAGENA. En su tercer viaje al exterior, el presidente Pedro Pablo Kuczynski arribó anoche a Cartagena para respaldar la decisión del gobierno colombiano.

PPK viajó en un avión de nuestra Fuerza Aérea que partió del Grupo Aéreo N°8 del Callao.

“No somos viajeros por gusto”, se le oye decir al Mandatario en un video en su cuenta en Facebook ilustrada con una fotografía suya en las escalinatas de la aeronave FAP.

“Aquí estamos yendo en este momento a Cartagena, en Colombia, a acompañar al presidente Juan Manuel Santos en la firma del acuerdo de la paz. Nadie se puede oponer a la paz”, sostiene.

Luego de resaltar el acontecimiento, agrega que el retorno también será rápido. “Mañana (hoy lunes) en la tarde estoy de vuelta en Lima”, dijo, lo que debe entenderse más bien como lunes en la noche.

Poco antes de las 6 de la tarde del domingo, PPK descendió del avión en el aeropuerto de Cartagena y fue recibido por funcionarios colombianos vestido de blanco. En una brevísima declaración, Kuczynski dijo que era para él un placer asistir a la ceremonia para respaldar a Juan Manuel Santos y le deseó a los colombianos “toda la suerte y el ímpetu del mundo para que esta paz sea un gran logro”.

Los ministros de Relaciones Exteriores, Ricardo Luna; y del Interior, Carlos Basombrío, así como el embajador peruano en Bogotá, Ignacio Higueras, completan la delegación peruana.

Por la noche, Kuczynski comentó desde Cartagena, a través de Canal N, que el caso de Sendero Luminoso, en el Perú, es “algo distinto” porque, a su juicio, Sendero tenía y tiene una ideología “hiperdestructiva”.

El primero en llegar a Cartagena fue Raúl Castro, jefe del régimen cubano y uno de los garantes del acuerdo.

SEGURIDAD. Además de la ley seca y de la prohibición del uso de motocicletas, que regirá en Cartagena a partir de las 6 de la mañana de hoy hasta las 11:55 p.m., las autoridades han establecido fuertes medidas de seguridad para proteger, principalmente, a los dignatarios.

El centro de la ciudad está custodiado por más de 4000 efectivos de las Fuerzas Armadas y de seguridad, y por 23 aeronaves de la Fuerza Aérea.

Cuatro buques de la Fuerza Naval del Caribe y 10 unidades de guardacostas, así como buzos tácticos que se encargarán de vigilar la bahía de Cartagena, forman parte del dispositivo de seguridad.

DELEGACIÓN FARC. El líder de las FARC, José Londoño, alias “Timochenko” y sus acompañantes se encuentran desde el sábado en Cartagena de Indias.

“Timochenko” reemplazó al guerrillero Manuel Marulanda, alias “Tirofijo”, fallecido tras un ataque cardiaco. Hace poco confesó que nunca había imaginado convertirse en el máximo cabecilla del grupo armado.

El viernes último, “Timochenko” presidió un congreso de las FARC en una remota zona conocida como Los Llanos del Yarí. Allí, los delegados de las FARC aprobaron el documento acordado con el gobierno colombiano.

Dos helicópteros de la Cruz Roja Internacional recogieron aquí a los líderes guerrilleros para trasladarlos a Cartagena de Indias a fin de preservar su seguridad.

A FAVOR. Las palabras del presidente Juan Manuel Santos tras el acuerdo preliminar del 24 de agosto pasado aún resuenan en Cartagena: “Colombianos, hoy puedo decirles, desde el fondo de mi corazón, que cumplí con el mandato que me dieron. Hoy les presento este acuerdo que nos permite la paz”.

“Hoy comienza el fin del sufrimiento, el dolor y la tragedia de la guerra”, añadió.

Santos continuó: “Logramos un acuerdo que, por donde se mire, es infinitamente mejor que continuar la guerra que rompió familias, azotó regiones y nos hizo sufrir un horror que nuestros hijos conocerán, por fortuna, solo en los libros de historia”.

EN DESACUERDO. Aun cuando las Naciones Unidas y el mundo respaldan la paz en Colombia, parte del país no consigue aún digerir algunos de los aspectos más controversiales del Acuerdo de Paz.

La corriente más fuerte en contra del proceso es liderada por el expresidente Álvaro Uribe, ahora senador.

Uribe y sus seguidores promueven una campaña de rechazo a los acuerdos.

Uno de los puntos más polémicos es que las FARC, para garantizar su transición hacia una fuerza política, tendrán curules aseguradas en el Congreso colombiano, al menos diez. Los exguerrilleros podrán participar en elecciones desde el siguiente periodo constitucional (2018) y tendrán “una representación mínima asegurada por dos periodos” aun si no logran los votos.

Asimismo, los exguerrilleros recibirán dinero del Estado (unos 8 mil dólares por cabeza) para reintegrarse a la sociedad colombiana, entre otros puntos. El próximo 2 de octubre se realizará el plebiscito. 

Lo más leído