Edicion Digital RSS
Arrastre los portlets debajo de este mensaje para anidarlos.
Arrastre los portlets debajo de este mensaje para anidarlos.

Chile y su fracasado romance con Bolivia

Textos:Adrián Apaza web@grupoepensa.pe

07 febrero 2012 | Tacna -

Iniciado el proceso en La Haya, la estrategia de Chile para enfrentar al Perú en la Corte consideró una alianza con Ecuador y con Bolivia. Buscaba que el Perú apareciera solitario y enfrentado a sus más cercanos e históricos vecinos.

En el camino, intentó la participación directa de Ecuador en el proceso. Fracasó rotundamente. Paralelamente intentó que Bolivia jugara a su favor y terminó siendo demandado en la misma Corte Internacional de Justicia.
Los gobernantes chilenos, en actitud soberbia y de  menosprecio a sus vecinos creyeron que podían llevar a Bolivia de las narices a enfrentarse al Perú, para contribuir a su objetivo. No fue así.

ANTECEDENTES HISTÓRICOS

Bolivia fue el primer país agredido en la guerra de 1879. Chile, construyendo su historia de no respetar los tratados, el 14 de febrero de ese año, ocupó el litoral de Antofagasta hasta el paralelo 23, que pertenecía a Bolivia, a pesar de haber firmado cinco años antes el Tratado de Límites que establecía como tal "El paralelo del grado 24 desde el mar hasta la cordillera de los Andes en el divortia aquarum".

Así, Bolivia perdió su provincia de Antofagasta y su acceso al mar. La paz entre Chile y Bolivia fue firmada en 1904. Sin embargo, ese mismo tratado ha dado origen constante a tensiones diplomáticas entre ambos países debido al justificado reclamo de Bolivia de lograr una salida soberana al  Pacífico, que Chile se la niega.

LA AGENDA DE 13 PUNTOS

En julio de 2006 Evo Morales y Michelle Bachelet diseñan una agenda de 13 puntos. A Bolivia le importaba porque “estaba incluido el tema del mar”, mientras que para Chile era importante que Bolivia mostrara “predisposición a futuras negociaciones sobre la compra-venta de hidrocarburos”. Para Bolivia la agenda era “Mar por gas”, pero para Chile era “Gas por nada”. La historia demostrará si Evo Morales pecó de ingenuo al creer en esa posibilidad, o si su decisión fue parte de una estrategia que agotaba la vía bilateral para resolver este histórico problema pendiente. Lo que si demuestran los hechos, es que Chile menospreció la conciencia boliviana al pensar que podría obtener energía sin antes resolver los problemas históricos, entre los que estaba la salida al mar”.

LA MECEDORA

Presentada la demanda del Perú en La Haya, Chile reactiva su relación con Bolivia. Aprovecha la “compatibilidad ideológica” de los gobiernos, y los desencuentros políticos entre Morales y Alan García. La actividad diplomática entre ambos países se hace intensa. Chile coquetea sin descaro.

EL AMOR HACE CANTAR…

En septiembre de 2008, era patético ver en el Palacio de La Moneda al canciller Alejandro Foxley y a la presidenta Michelle Bachelet, coreando canciones con un grupo de lideresas bolivianas, entre ellas la hermana del presidente Evo Morales. “Estamos mostrando que estos dos años y medio han sido muy positivos en la relación entre los dos países”, sostuvo Foxley. Se refería al tiempo transcurrido desde que se acordó la agenda de trece puntos.

BOLIVIA CONTRA DEMANDA PERUANA…

Marzo de 2009 muestra los primeros resultados del éxito temporal de la diplomacia chilena. Bolivia conmemora el Día del Mar. Era el 130 aniversario de la defensa de Calama, parte del entonces territorio boliviano que se anexó Chile en  el conflicto bélico.  Morales, convencido de que Chile era su mejor aliado, advirtió que la demanda sobre límites marítimos presentada por Perú contra Chile “podría afectar a una de las posibles soluciones a la reivindicación boliviana de una salida soberana al Océano Pacífico”. Fue más allá: “No quisiera pensar que esta demanda, que se presenta ante la Corte Internacional de La Haya sobre el límite marítimo entre Perú y Chile, sea para afectar una de las posibles soluciones a nuestro pedido histórico”.

TESTIGO DE EXCEPCION….

Evo y la política exterior boliviana se mecía adormecida por los cantos de sirena de Chile. Participé en una reunión de altas autoridades bolivianas con el desaparecido congresista Juvenal Ordóñez. Estaban convencidos que la demanda peruana en La Haya era producto de una manipulación de la derecha peruana, frente a la cual debía responder el Partido Nacionalista.

Aseveraban que la salida marítima de Bolivia ya estaba negociada con Chile, por un corredor al norte de Arica, pero que se había trabado por la demanda. Craso error.

La demanda se había activado con la Jornada Patriótica de Abril de 2007, impulsada por el mencionado congresista. Sostuvimos que “Chile los estaba meciendo”. Les propusimos el apoyo si es que Chile formalizaba la aprobación del Perú a la salida al mar por esos territorios. Esa formalización nunca se hizo, ni se hará. Chile tiene como política de estado no darle a Bolivia salida soberana al mar. Bolivia ya se convenció de eso.

Desaparecido congresista Juvenal Ordóñez, advirtió a autoridades de Bolivia que Chile los estaba “meciendo” y que no tenía ningún interés en atender su demanda de salida al mar. El tiempo le dio la razón

2009 – 2010, INTENSA RELACIÓN, PERO DEL MAR…NADA

Nunca las relaciones entre Chile y Bolivia han sido tan intensas como en los años 2009-2010, a pesar de que formalmente no tienen relaciones diplomáticas. Visitas de cancilleres, diálogos con empresarios, encuentros de academias diplomáticas, visitas de senadores de Bolivia a Chile, profundización del intercambio y cooperación cultural, ruedas de negocios, consultas políticas, cooperación económico comercial, consultas multilaterales, más consultas políticas… en fin, de todo, hasta regalo de esculturas mapuches a Bolivia por su bicentenario.

Chile aseguraba que tenía a Bolivia a su lado, reclamándole al Perú por la Demanda que había presentado en La Haya y postergando, indefinidamente, su demanda de salida al mar.

El canciller chileno, Mariano Fernández, dialoga con el presidente Morales y con el canciller  de Bolivia, David Choquehuanca, en La Paz. Y luego encabeza ceremonia de entrega de esculturas mapuches a Bolivia

PUNTO DE QUIEBRE: MARZO  2011

Después de casi cinco años de establecer la agenda de trece puntos, Bolivia concluye que nada se ha avanzado en la salida al mar. Morales, aún creyendo en Chile,  anuncia que acudirá a las cortes internacionales “sin abandonar jamás el diálogo directo, franco y sincero con Chile”. Piñera, despreciativo y agobiado por un nuevo fracaso en la política exterior,  le tira la puerta: “Recurrir a un tribunal no es compatible con el diálogo”.

SIN PUNTO DE RETORNO

Por ahora no hay punto de retorno. A Enero de 2012 Bolivia ya conformó el equipo internacional de abogados que diseñará la demanda contra Chile en la Corte para su salida soberana al mar. Chile ha enfriado las relaciones con su amor altiplánico. Un nuevo fracaso.

LOGROS EN CONTRA

Alguien en Chile debe abrir los ojos a su tribuna sobre los fracasos de su diplomacia.
Recordemos que Chile enamoró a Ecuador hasta la saciedad para que acuda a La Haya contra el Perú, y reafirmara que ya existía Tratado de Límite marítimo. A dos meses de la presentación de su Dúplica, Ecuador firmó un Tratado de Límites Marítimos con Perú desbaratando la tesis de Chile.

Además, Chile enamoró a Bolivia para ponerla contra el Perú por haber acudido a la Corte de La Haya y terminó siendo demandado por Bolivia en esa misma Corte por su salida al mar. Así las cosas, ahora La Haya tiene la palabra.

Décimo segundo artículo
Por: Jesús Suárez Berenguela

  • Jorge Salazar Aráoz 171
    Santa Catalina, Lima 13 - Perú

  • Central: +51-1 631-1111

  • Tráfico

  • logo

  • Asociado a:

  • logo

Un producto de Empresa Periodística Nacional - Todos los derechos reservados 2014