La Fiscalía pone la mira a más de 20 investigados en la MPCh

Alcalde David Cornejo, así como regidores y funcionarios de confianza forman parte de carpeta fiscal que cuenta con colaboradores eficaces y hasta interceptaciones telefónicas, según confirmaron fuentes de Correo

La Fiscalía pone la mira a más de 20 investigados en la MPCh

Por: Walter Serquén/ Oswaldo Cabrera/ Perla Polo

Un clima de tensión y zozobra es lo que se vive en los diferentes ambientes de la Municipalidad Provincial de Chiclayo, tras conocerse las diligencias que realiza el Ministerio Público en la gestión del alcalde David Cornejo Chinguel por presuntos actos delictivos.

Y no es para menos, pues lo que inició como un rumor, hace una semana, fue confirmado por fuentes de Correo respecto a la investigación en curso contra el burgomaestre, regidores, funcionarios y hasta exfuncionarios de confianza del actual periodo municipal.

FECCOR. Se trata de una investigación que, por su complejidad y elementos de convicción recabados, está a cargo de la Fiscalía Contra la Criminalidad Organizada (FECCOR) y donde el alcalde David Cornejo Chinguel figura como principal investigado, según fuentes de Correo.

Los regidores Boris Bartra Grosso, Juan Carlos Pérez Bautista y Luis Carlos Cabrejos Ucañay, así como gran parte de los funcionarios de confianza de la autoridad edil también integran esta lista que superarían los 20 investigados.

Según nuestras fuentes, la investigación se ha realizado de manera confidencial desde hace 6 a 8 meses, aproximadamente, y tiene entre sus bases las diferentes denuncias por presuntos actos de corrupción realizadas en la gestión del alcalde David Cornejo.

Alertas de control de la Contraloría General de la República sobre ejecución de obras con recursos propios y en el marco del proceso de reconstrucción, así como observaciones hechas por el Organismo Supervisor de Contrataciones del Estado (OSCE), entre otros informes, forman parte de la carpeta fiscal de esta investigación, según fuentes de Correo.

CLAVES. Pero eso no es todo, pues a la fecha, el Ministerio Público cuenta con, al menos, dos colaboradores eficaces que han brindado valiosa información sobre las irregularidades que se vendrían cometiendo en diferentes áreas de la Municipalidad Provincial de Chiclayo.

A ello se suman las interceptaciones telefónicas realizadas en el marco de esta compleja investigación que se desarrolla en la Fiscalía Contra la Criminalidad Organizada, según fuentes de Correo.

LAS MOVIDAS. Revelaron, además, que la información de esta investigación, realizada de manera reservada, logró filtrarse al entorno del alcalde David Cornejo Chinguel, lo cual propició el rumor y, a la vez, que los investigados estén alertas ante cualquier acción o requerimiento del Ministerio Público.

Esto coincide con que, extrañamente, el alcalde David Cornejo, así como los regidores investigados y los funcionarios de confianza hayan suspendido sus números telefónicos, toda vez que la Fiscalía solicitó el levantamiento del secreto de las comunicaciones.

Si bien, la autoridad edil dijo, el último viernes, a la prensa que el rumor sobre esta investigación es un “trascendido y chisme”, lo cierto es que el burgomaestre David Cornejo realizó hasta tres reuniones con sus regidores y funcionarios de confianza donde el punto a tratar fue dar a conocer y el estado de esta investigación fiscal.

Los encuentros se realizaron el pasado martes 28, jueves 30 y 1 de septiembre, en donde algunos de los funcionarios de confianza han intentado marcar distancia de la actual gestión, según fuentes de Correo.

Al término del presente informe, Correo buscó la versión del alcalde David Cornejo Chinguel, sin embargo, como mencionamos líneas arriba, su número telefónico figura como suspendido. No obstante, logramos contactarnos con la jefa de Imagen Institucional de la MPCh, Angélica Atoche Cuadros, quien dijo que, por el momento, la autoridad edil no tiene un equipo de comunicación y que recién hoy podría otorgarnos una entrevista.

Así también buscamos la versión de los regidores Boris Bartra y Luis Cabrejos, pero no fue posible ubicarlos por la vía telefónica.

FUNCIONARIOS. De acuerdo al portal de la MPCh, la gestión del alcalde David Cornejo Chinguel tiene a los siguientes funcionarios de confianza. En la gerencia municipal está José Willams Pérez Delgado; en la Procuraduría Pública Municipal figura José Custodio Chafloque; en la Gerencia de Administración y Finanzas, Gervacio Larrea Chucas.

En la Gerencia de Recursos Humanos, Manuel Fernando Correa Sovero; en la Gerencia de Asesoría Jurídica, Daniel Coronado Tarrillo; en la Gerencia de Planeamiento y Presupuesto está Juan Ramón Baquedano Bances; en la Gerencia de Desarrollo Social y Promoción de la Familia figura Luz Mariela Velezmoro Delgado.

Así también, en la Gerencia de Desarrollo Urbano, Samuel Neftali Carrasco Calderón (habría renunciado); en la Gerencia de Seguridad Ciudadana y Fiscalización está Amilcar Antonio Ramirez Silva; en la Gerencia de Infraestructura Pública figura Washington Aliaga Marin; en la Gerencia de Desarrollo Vial y Transportes está Jhon Dandy Vega Sánchez; y como asesor técnico de Alcaldía aparece Néstor Raúl Salinas Vásquez; entre otros.

DENUNCIAS. La gestión del alcalde de Chiclayo, David Cornejo Chinguel, se ha visto empañada en los últimos meses por diversas denuncias sobre actos de corrupción, no solo en procesos de selección para la compra de bienes, sino también en la licitación y ejecución de millonarias obras.

Transcurrido apenas un año desde que Cornejo Chinguel asumió la administración de la Municipalidad Provincial de Chiclayo (MPCh), el Ministerio Público y la Contraloría advertidos sobre actos irregulares que hacían sospechar de la probidad de los funcionarios ediles.

Haciendo un recuento de los casos que remecieron la gestión municipal, podemos citar la supuesta pérdida de motobombas que le fueron donadas a la municipalidad en el 2015 para mitigar los efectos del Fenómeno de El Niño.

En su momento, también se denunció la compra sobrevalorada de una bomba hidráulica para un tractor oruga de la MPCh, la cual habría sido adquirida a un precio que supera en 600% su valor original.

Al ser contrastadas con el precio del mercado, se descubrió que otras adquisiciones hechas por la comuna tendrían sobrecosto. Estas situaciones fueron denunciadas por los regidores de minoría también respecto a compras de artículos de madera, material de construcción, repuestos para las compactadoras, un arrancador de 12 voltios, aceite y lubricantes.

Además, se denunció que durante un proceso para la compra de aceites y filtros, el titular del Comité de Selección de la MPCh fue reemplazado por Lucía Culqui, hermana de en ese entonces coordinadora de alcaldía, Susana Culqui.

Inclusive, se advirtió fallas mecánicas en vehículos de la comuna debido a la supuesta mala calidad de la gasolina comprada. Y también, se advirtió que en el grifo municipal se abastecía de combustible a vehículos particulares. Todas estas denuncias fueron presentadas por los regidores de oposición ante el Ministerio Público.

Pero eso no es todo, durante la gestión del alcalde David Cornejo, varias licitaciones de la MPCh fueron paralizadas por el Organismo Supervisor de Contrataciones del Estado (OSCE) debido a anomalías que hacían sospechar de presuntos “direccionamientos” a favor de determinadas empresas. Esto sucedió, por ejemplo, en el proceso para las obras denominadas: “Mejoramiento del servicio vehicular y peatonal en el P.J. Santa Rosa” y “Mejoramiento del Servicio de agua Potable y alcantarillado del P.J. Túpac Amaru”.

Del mismo modo, la Contraloría hizo observaciones a las obras que la MPCh ejecuta en el marco de la Reconstrucción con Cambios. Este año, el órgano de control alertó sobre falencias en la pavimentación de las avenidas Fitzcarrald, Francisco Cúneo, Paseo del Deporte y Elvira García.

Mediante informes de control hizo recomendaciones para que el alcalde David Cornejo adopte las medidas correctivas en torno a dichas obras valorizadas en 4 millones de soles. Advierte como hecho irregular que la comuna haya exigido requisitos técnicos mínimos no congruentes con el trabajo a realizar.

Asimismo, la Contraloría detectó que la obra de pavimentación en el pueblo joven 9 de octubre, valorizada en 5 millones 491 soles, se ejecutaba sin presencia de un supervisor, sin apoyo del expediente técnico y sin el cuaderno de obra donde deben anotarse los trabajos realizados.

Lo más visto
Más en sección