Alcalde asegura que fue condenado injustamente por usar camioneta en campaña contra el dengue

El veredicto lo dictó el Segundo Juzgado de Investigación Preparatoria, René Cueva Arenas de Ucayali, tras entender que había cometido delito administración pública.

Por: Redacción Multimedia

El alcalde de Yarinacocha (región Ucayali), Rony del Águila Castro, aseguró que fue sentenciado ayer injustamente  a dos años de presión, tras haber prestado su vehículo para el recojo de inservibles en la campaña preventiva de dengue, zika y chicungunya, que se desarrolló el año 2015, mientras él ejercía el cargo de regidor en dicha municipalidad.

El juez anticorrupción, René Cueva Arenas condenó ayer a dos años de prisión suspendida e inhabilitó para ejercer cargos públicos al burgomaestre tras entender que había cometido faltas graves al usar un vehículo de su propiedad en temas de administración pública.

Los hechos habrían ocurrido el 27 de mayo de 2015, cuando Del Águila actuaba como regidor municipal y cedió un vehículo de su propiedad para la realización de una campaña de recojo de inservibles y prevención del zika, dengue y chicungunya, por lo que la máquina recibió cinco galones de petróleo que fueron trasladados para la misma campaña.

Cabe destacar que el fallo se dicta sin tomar en cuenta la pericia del Ministerio Público, donde se concluye que, “no ha existido perjuicio para el Estado, ni hacia terceros”, así como tampoco el magistrado ha tomado en cuenta las declaraciones de los testigos de parte. 

De igual forma no tuvo en cuenta la doctrina jurídica, sobre delitos contra la administración pública señala que el interés del Estado es de advertir que los funcionarios y servidores públicos dediquen su actuación a servir a la comunidad.

La medida -según el alcalde- provocó la indignación de los regidores de municipio y de los pobladores de la localidad, quienes salieron hoy a las calles para manifestar su apoyo al alcalde en reclamo de justicia. Wilfredo Trauco Ricopa indicó que la justicia está siendo manipulada por las pujas políticas que viven las autoridades.

Por su parte Rony del Águila, remarcó que actuó de buena fe y que prestó su camioneta toda vez que la comuna yarinense no contaba con la logística necesaria para las acciones de prevención. “Mi objetivo como funcionario público es velar por mi comunidad y ayudar a dar soluciones urgentes. Este fallo lo que ha logrado es difamar y perjudicar injustamente mi función como alcalde y sobre todo pone en tela de juicio la justicia de Ucayali que muchas veces se presta para presión mediática.” Lamentó del Águila Castro.

Rony de Águila explicó que apelará en una sala superior, dado que considera excesiva e injusta la sentencia emitida y además dijo que no descarta que detrás de la acusación sin fundamento en su contra se encuentren personas vinculadas con el destituido exalcalde Gilberto Arévalo, quien busca regresar al municipio no obstante que enfrenta un gravísimo caso de corrupción de funcionarios.

Tags

Ucayali

Lo más visto
Más en sección