Emergencia en Madre de Dios por lluvias e inundaciones

Gobierno regional coordinará con municipios distritales y provinciales las obras de mayor prioridad en Madre de Dios
Emergencia en Madre de Dios por lluvias e inundaciones

Emergencia en Madre de Dios por lluvias e inundaciones

28 de Febrero del 2015 - 18:00 » Textos: Correo Cusco » Fotos: Correo Cusco

El presidente del Gobierno Regional de Madre de Dios, Luis Otsuka Salazar, destacó la decisión del gobierno central de declarar en estado de emergencia por 60 días a varios distritos de Madre de Dios, afectados por las lluvias intensas e inundaciones causadas por el desborde de los ríos.

Los distritos declarados en emergencia son Iñapari, provincia de Tahuamanu, afectado por el desborde de los ríos Acre y Yaverija, mientras que Laberinto y Tambopata, en la provincia de Tambopata, sufren las consecuencias de las lluvias torrenciales.

Según el último reporte del Instituto de Defensa Civil, alrededor de 300 familias quedaron damnificadas, 120 viviendas y 16 locales públicos fueron afectados.

Los desbordes convirtieron las calles en ríos y los pobladores tuvieron que abandonar sus casas en canoas, ya que lo habían perdido todo.

A través de un decreto supremo se estableció una acción multisectorial para la rehabilitación de las zonas afectadas por los desbordes de los ríos Tahuamanu, Acre, Yaverija, Madre de Dios y afluentes.

Otsuka Salazar informó que los trabajos para atender la emergencia ya se realizaron en estrecha coordinación con el Indeci. También se ejecutan las evaluaciones complementarias, trabajos técnicos del llenado de fichas de emergencia, con cifras sobre los daños materiales, agrícolas, vías de comunicación, damnificados, entre otros.

Con este fin, se contará con la participación de las comunas de Tahuamanu y Tambopata; así como los municipios de Iñapari, Laberinto y Tambopata; la coordinación del Indeci, los ministerios de Vivienda, Agricultura, Producción, Transportes, Salud, Educación y otras instituciones públicas y privadas. La norma establece también una acción multisectorial con el fin de rehabilitar y reconstruir las zonas afectadas para sanear lo antes posible los servicios básicos y la infraestructura diversa.