En busca de la hamburguesa perfecta

Algunos expertos concuerdan con que el mejor pan es aquel hecho con harina de papa, ya que le brinda suavidad y aguante a la carne sin mojarse por completo.

En busca de la hamburguesa perfecta

30 de Abril del 2017 - 16:02 Jimena Agois

Las hamburguesas están de moda y negarlo sería absurdo. Son muchos los locales que las tienen en sus cartas y más los comensales que andan en busca de la hamburguesa perfecta, hecha con la cantidad adecuada de carne, molienda ideal, servida con el punto correcto de kétchup. Algunos la piden con queso, otros con pickles. Finalmente está el pan. Algunos expertos concuerdan con que el mejor es aquel que está hecho con harina de papa, lo que le brinda suavidad y aguante a la carne sin mojarse por completo.

Las colas en locales como Café A Bistro, elegido por muchos como la mejor hamburguesa de la capital, son largas. Papi Carne, un nuevo y pequeño espacio en Surquillo ha quedado colapsado por la cantidad de comensales que lo visitan, por lo cual está buscando un local más espacioso y atendiendo en un solo horario, porque el producto se acaba. Este fin de semana tuvo lugar el Festival de Hamburguesas Filo, donde las mejores hamburguesas de Lima se congregaron en un solo lugar. Osso, Papacho´s, Street Burger, Tres Cuartos, Bon Beef, Café A Bistro, Lima Sabrosa y El Gringo fueron los participantes de un evento que se lleno.

Pero, ¿qué debe tener una hamburguesa para que sea perfecta? Primero que nada, la carne. La calidad es importante, pero el factor principal es la grasa. Las hamburguesas deben tener al menos 20% de grasa. Eviten las mezclas de supermercado donde generalmente el ratio es 90/10 y eso tiende a secar la carne. Y si la grasa es excesiva, esto hace que la hamburguesa se desmorone. Busquen una carnicería de confianza y pídanle al carnicero que muela la carne que ustedes elijan. Mantengan la carne en la refrigeradora, sin tocarla hasta que estén listos para cocinar.

Se puede cocinar en una sartén muy caliente de hierro fundido o en una parrilla. En el caso de la primera, la grasa de la carne se derrite y forma una costra que envuelve la carne y la de el crujiente perfecto al exterior, lo que añade una gran cantidad de sabor. Este tipo de sartén se puede colocar sobre la parrilla, ya que calienta muy bien sobre el fuego. En la parrilla es necesario tener un fuego fuerte. Tenga cuidado con no voltearla muchas veces, solo lo necesario para lograr que este crujiente por fuera y poco cocinada por dentro.

Luego vienen los toppings, y acá ya gana el gusto del comensal. Yo prefiero poner pocas cosas en mi hamburguesa para poder disfrutar de la carne, porque si se llena de cosas, al final el sabor de esta ni se siente. Queso, lechuga y tomate, un poco de kétchup y si puedo un punto de picante, y ya.

Finalmente, creo que uno de los puntos más complicados es el pan. Ya que hay muchas opciones en el mercado, algunas no son las adecuadas. Hay que buscar un pan que aguante la carne y que no se moje hasta deshacerse. Por ello, muchos están usando pan brioche, english muffins, pan de hamburguesa con semillas de sésamo, o, incluso, hay casos donde se utiliza pan de molde tostado. Muchos locales están utilizando hoy en día, panes de pretzel porque aguanta muy bien la carne.

Con estos puntos claros, dense una vuelta por los distintos locales de hamburguesa y hagan su propia selección. Piensen bien a la hora de elegir y disfruten. O quédense en casa y preparen la hamburguesa de sus sueños. Ya vieron que no es tan complicado.