¿Qué hacer con la grati?

A continuación Diviso Fondos te brinda consejos para tomar la mejor decisión respecto al uso de la gratificación.
¿Qué hacer con la grati?

¿Qué hacer con la grati?

14 de Diciembre del 2014 - 14:02 » Textos: Jorge Cerda jcerda@grupoepensa.pe

La llegada de la Navidad no solo es una oportunidad para pasarla bien y disfrutar en familia, también es la ocasión perfecta para buscar un crecimiento económico que alivie gastos y mejore nuestra calidad de vida. Esto último a través de la gratificación, que al igual que en julio, incrementa los ingresos del trabajador. En ese sentido, ¿qué hacer con la “grati”? ¿Cómo sacarle provecho al máximo?

Para Armando Herrera, gerente general de Diviso Fondos, para tomar la mejor decisión respecto al uso de la gratificación es indispensable contar con una educación financiera.

La cultura del crédito. “Muchos no saben cuánto dinero ingresa a su bolsillo ni cuánto sale. Es más, gasta lo que no tiene. En otras palabras, la cultura del crédito está más desarrollada que la cultura del ahorro”, resalta Herrera.

Ante este panorama, una buena opción para la gratificación es el pago de deudas, ya que la mayoría de créditos como hipotecas están expresadas en dólares, y conforme pasa el tiempo el monto final a pagar crece según el tipo de cambio.

“Solo hay que tomar deudas necesarias. No es lo mismo un inmueble que ir a un restaurante y pedir pagar la cuenta en 5 cuotas”, precisa.

Si no hay deuda, una buena alternativa son los fondos mutuos, aconseja el especialista. “A través de ellos, con mil soles uno puede acceder a bonos y acciones en el mercado nacional e internacional”, detalla. En otras palabras, la empresa invierte el dinero de uno y le genera ganancias según el plazo (corto, mediano o largo) que se elija.

Otra vía es el ahorro a plazo, donde uno puede elegir si lo hace en soles o dólares y obtener premios por cada depósito. La ventaja es que el dinero está disponible para ser retirado en cualquier momento, así lo informa Interbank.

Por otra parte, están los depósitos a plazo fijo, donde uno puede ahorrar por el tiempo que desee y luego retirar su ahorro. Los bancos, cajas municipales, entre otras entidades, ofrecen una variedad de tasas de interés. La ventaja es que uno puede calcular, desde que comienza a depositar, cuánto dinero tendrá al final del plazo fijado.

El activo más caro. Por último, Herrera señala que invertir en los fondos mutuos es a la larga más rentable que ahorrar a plazo fijo. Eso sí, para esto, la persona debe invertir el excedente de sus ingresos, es decir, separar los gastos como colegio, alimentación, etc. Lo que quede es lo que invertirá. Por ello, como inversionista debe contar con un presupuesto, trazarse una meta, saber cuánto quiere ganar y en qué plazo. “Uno tiene que apoyarse en un experto. El activo más caro es la información”, puntualiza.

Lo más leído