Consejeros oficialistas frustran sesión extraordinaria

Siete de los 14 consejeros no asistieron a convocatoria aduciendo que la citación les llegó de forma tardía
Consejeros oficialistas frustran sesión extraordinaria

Consejeros oficialistas frustran sesión extraordinaria

20 de Diciembre del 2017 - 09:19 » Textos: Nilda Escalante » Fotos: Nilda Escalante

Ad portas de cerrar el presente año fiscal, los conflictos de intereses entre los consejeros oficialistas y de oposición se hacen más evidentes, incluso perjudicando la institucionalidad del Consejo_Regional de Ayacucho.

Es así que con una clara intención de boicotear la sesión extraordinaria convocada para ayer a las 2:00 de la tarde, los consejeros que pertenecen al grupo oficialistas Rubén Loayza, Rubén Escriba, Alix Aponte, Miguel Vila, Lisbeth Ucharima, Lidia Borda y Máximo_Contreras inasistieron a la convocatoria.

ASISTENTES. Los que si asistieron fueron los consejeros que pertenecen al grupo de oposición, ente ellos Deysi Pariona, Aníbal Poma, Jorge Sevilla, Vicente Chaupín, Víctor Hugo Pillaca, Digna Veldy y el presidente del consejo, Nilton Salcedo, haciendo un total de siete consejeros que representan la mitad de todo el pleno, pero no lograron cumplir el quórum reglamentario, motivo por el cual suspendieron la sesión.

Una de las principales agendas de la sesión fue reprogramar la fecha y hora para la interpelación del gerente de Infraestructura del Gobierno_Regional de Ayacucho, Harold Gálvez, que estaba programado para ayer, pero que a falta de la elaboración de preguntas pidieron su postergación.

Asimismo estaba pendiente la aprobación del proyecto de ordenanza sobre la cuota de género en los cargos directivos del Gobierno Regional de Ayacucho.

Del mismo estaba en agenda la aprobación de cuatro informes de fiscalización a cargo de los consejeros, Rubén Loayza, Rubén Escriba y Aníbal Poma, los cuales se debatirán en una próxima sesión.

RESPONDEN. Horas antes a la sesión, la consejera Lisbeth Ucharima refirió que tenía actividades programados con anticipación, puesto que la citación le habrían hecho llegar muy tarde.

“La citación me llegó a las 6:00 de la tarde, al menos por consideración hubieran enviado con 24 horas de anticipación, no sabemos porqué están haciendo estos manejos”, refirió.

Precisó que según el Reglamento Interno del Consejo, las sesiones extraordinarias se desarrollan para tratar temas específicos de mucho interés, pero que en este caso existen muchas agendas que no cumplen requisito.

Del mismo modo, el consejero Alix Aponte coincidió en que la convocatoria fue tardío y que no le prestaron el debido interés al tema de la interpelación, pese a que en una sesión pasada se había programado para la sesión de ayer, pero que hay algunos manejos con los que no está de acuerdo.