Gerencia de Transportes con las 'manos atadas' para resolver caos vehicular

Funcionario a cargo reconoció que no cuenta con presupuesto para atender necesidades, asimismo, policía de tránsito tampoco tiene personal suficiente. Pese a esto redujeron 15 inspectores de tránsito
Gerencia de Transportes con las 'manos atadas' para resolver caos vehicular

Gerencia de Transportes con las 'manos atadas' para resolver caos vehicular

13 de Septiembre del 2019 - 10:04 » Textos: Inés Barboza » Fotos: Inés Barboza

Se han colocado conos, bloques de concreto en principales calles de la provincia, pero los conductores siguen pasando por alto las restricciones interpuestas por la Gerencia de Transportes de la Municipalidad de Huamanga y se estacionan en zonas prohibidas, dificultando el libre tránsito.

A esto se suma que en gran parte de las principales calles de la provincia no se notan las señalizaciones de tránsito, los reductores de velocidad colocados en la anterior gestión no sirven y actualmente, después de la distribución de conos a gran escala, se redujo 15 inspectores en la gerencia en mención.

RECONOCE. En ese sentido, el gerente de Transportes, Jorge Huicho, reconoció que tiene limitantes, la más importante es la presupuestal.

El funcionario dijo que en febrero de este año se inició con los trabajos de pintado de señalizaciones y este 15 de setiembre tendrán que culminar, pero en varias calles continúa sin notarse el trabajo.

“Lo que pasa es que el proyecto que tiene la Gerencia de Transportes, una de ellas es el pintado y señalización, planteó técnicas antiguas, las pinturas que se usan en los pavimentos no tienen una mayor durabilidad, en un nuevo proyecto, más ambicioso, se piensa plantear otro tipo de pinturas termoplásticas que tienen durabilidad”, señaló.

No obstante, ese ambicioso proyecto se daría a mediano plazo, Huicho indicó que podría llegar en dos años.

Con respecto a las sanciones por infringir las zonas rígidas manifestó que solo tienen dos gruas (una propia y otra alquilada) y no se abastecen para recoger a los vehículos que incumplen la norma.

Otra dificultad es la falta de articulación de trabajo con la policía de tránsito. “Ellos tienen un personal muy reducido, creo que son siete efectivos por turno para todo Ayacucho y tampoco se abastecen”.

En octubre se aprobará un nuevo presupuesto para esta área, se espera cubrir gran parte de las necesidades. 

Lo más leído