El Apra puede volver al poder

Y esa gran oportunidad no es tanto porque el Apra haya resurgido cual ave fénix o haya tenido un renacimiento desde sus cimientos, una profilaxis integral. No. Es porque sus oponentes políticos ahora andan en las mismas, o quizás hasta peor
El Apra puede volver al poder

El Apra puede volver al poder

19 de Febrero del 2018 - 09:51 » Textos: Omar Aliaga » Fotos: Correo

En Trujillo, el Apra tiene a sí mismo como su principal enemigo en las próximas elecciones. Y esto ya no es noticia, se sabe bien.

Las ambiciones personales y de grupo, la división aún insalvable y un asunto legal interno aún por definir ponen trabas a lo que podría ser, quizá, la gran oportunidad que tiene esta agrupación de volver a la alcaldía y de Trujillo e incluso al Gobierno Regional de La Libertad.

Y esa gran oportunidad no es tanto porque el Apra haya resurgido cual ave fénix o haya tenido un renacimiento desde sus cimientos, una profilaxis integral. No. Es porque sus oponentes políticos ahora andan en las mismas, o quizás hasta peor.

Alianza Para el Progreso, el partido de Acuña, ha empezado a sentir el desgaste de más de diez años aupado al poder municipal y regional en distintos rincones de La Libertad. Y por eso algunos ensayan salidas como la pretendida nueva postulación de César Acuña a la alcaldía de Trujillo. Estos meses, APP ha perdido elecciones en territorios vecinales que antes eran de su total dominio, como es el caso reciente de la Curva de Sun.

Pero el Apra deberá definir primero a quién manda a la alcaldía trujillana. La cosa está entre Paúl Rodríguez, populachero y poderoso por su ubicación en el partido y por sus recientes años de alcalde de El Porvenir y “padrino” favorito de cuantos así lo han querido; y Luis Carlos Santa María, el aspirante de mejor imagen metropolitana y que, con camisa remangada, tendrá aparentemente que bregar más para ganarse al populórum. Rodríguez está más cerca de la dirigencia nacional aprista (no exenta de cuestionamientos), pero no es que Santa María esté al otro extremo o reniegue de esa misma dirigencia, que también está aupada al mayorazgo de Alan García.

A priori, Rodríguez tendría más opciones dentro de la militancia aprista; mientras que Santa María las tendría fuera de ella, entre los no apristas. El Apra, por supuesto, busca recuperar la municipalidad de Trujillo, pero necesita salir fortalecido de su proceso interno con un candidato que una y no desuna, pues eso ya le ha costado triunfos electorales en años recientes.

En la otra vereda, Acuña mira con vacilación sus opciones a la alcaldía: no encuentra garantías. Y en los otros movimientos, los nombres empiezan a barajarse y a soltarse, pero por ahora no asustan ni amenazan con golpear la hegemonía de los dos partidos con más poder.

Lo más leído