Contaron que hace dos semanas llegó de brindar servicio en la comisaría de Chugay, en Sánchez Carrión. Piden que Gobierno tome medidas drásticas. (Foto: OVEJANEGRA)
Contaron que hace dos semanas llegó de brindar servicio en la comisaría de Chugay, en Sánchez Carrión. Piden que Gobierno tome medidas drásticas. (Foto: OVEJANEGRA)

La esposa y el padre del suboficial de segunda PNP (31), quien fue asesinado de dos balazos por dos criminales cuando se encontraba en la cuadra 13 de la calle José Olaya, en pleno centro del distrito de El Porvenir, ubicado en la provincia de Trujillo, pidieron al presidente de la República, Pedro Castillo, y del ministerio del Interior que la muerte no quede impune.

VER MÁS: La Libertad: Criminales matan a policía y civil en El Porvenir

“Él estaba trabajando por Chugay y hace dos semanas trabaja en la comisaría Nicolás Alcázar. Queremos justicia, porque él estaba laborando y en su día de franco (descanso) seguía trabajando. Ya estaba camino a casa y pido justicia. A él le gustaba lo que hacía y se fue haciendo lo que le gustaba”, indicó Angela Mudarra, esposa del efectivo policial.

Carlos Ángeles Milla, quien es natural de Caraz (Áncash), deja en la orfandad una niña de 3 años y su esposa llevaba siete meses de embarazo.

“Tenemos una hija de tres años y estoy entrando a los ocho meses de embarazo”, acotó.

También recordó que se encontraba en los preparativos del baby shower para el 9 de junio.

PUEDE LEER: Caen siete de “Los Pulpos” en megaoperativo ejecutado en Trujillo

“El 9 íbamos a realizar el baby shower y estábamos coordinando todo, y ya no pudo llegar. Le puso el nombre a su hija Alessandra”, relató.

El efectivo de la Policía recibió dos impactos de bala, uno en el abdomen y el otro en la cabeza.

Los hechos

De acuerdo con la información de testigos, el suboficial Carlos Ángeles Milla, salía de laborar de la Comisaría Nicolás Alcázar de El Porvenir y se topó con los asesinos. Él los enfrentó para tratar de evitar que acabaran con la vida de Nieves Ventura Contreras (51).

“Todos exigimos justicia y falleció haciendo su labor. No es una muerte natural, estaba trabajando y pedimos justicia”, puntualizó la esposa del efectivo policial.

VIDEO RECOMENDADO

La emergencia contra el crimen no sirvió de nada | LA PASTILLA DE LA SEMANA