Lambayeque: Hay 15 presuntos violadores que aún no son capturados

Según cifras del Ministerio Público, en los últimos dos años se han reportado 287 víctimas de violencia sexual, cuyos autores han sido condenados a penas severas
Lambayeque: Hay 15 presuntos violadores que aún no son capturados

Lambayeque: Hay 15 presuntos violadores que aún no son capturados

06 de Febrero del 2018 - 09:35 » Textos: Oswaldo Cabrera » Fotos: Correo

El caso de César Alva Mendoza, el “asesino de la bicicleta”, ha generado indignación pero también alarma en la población, pues al ser capturado admitió que ultrajó, estranguló y quemó a una niña de 11 años de edad, en San Juan de Lurigancho - Lima.

El rechazo por este acto tan horrendo también se ha expresado en contra del sistema de justicia en el Perú, pues anteriormente dos mujeres lo habían denunciado por violación sexual; sin embargo se mantuvo libre, sin que nada le pasara, volviendo a delinquir.

Precisamente, en la región Lambayeque existen 15 presuntos violadores que aún no han sido capturados y que también estarían al acecho de una nueva víctima. Pese a encontrarse con requisitoria vigente y figurar en el Programa de Recompensas del Ministerio del Interior, aún no han sido encontrados.

Para las personas que brinden información sobre el paradero de estos prófugos de la justicia, el gobierno central ofrece recompensas de S/ 15,000 y S/ 20,000; sin embargo, estos supuestos criminales se encontrarían bien refugiados.

CONDENADOS. Al respecto, la presidenta de la Junta de Fiscales Superiores de Lambayeque, Mariana Vásquez Zagaceta, hizo una exhortación a la Policía Judicial para que realicen una labor más rigurosa en la búsqueda de estos procesados.

“Mi exhortación es que estén pendientes siempre de las órdenes de captura por este tipo de delito, le corresponde también a la Policía tener actualizado su sistema de requisitoria, deben tener mucho cuidado en este tema y una vez capturados, ponerlos inmediatamente a disposición del juez”, señaló.

La magistrada dio a conocer que en los dos últimos años, han registrado 287 víctimas de abuso sexual, cuyos agresores finalmente han sido condenados a penas severas y recluidos, la mayoría, en el penal de Chiclayo.

Asimismo, la magistrada advirtió que se ha registrado un aumento en el número de denuncias por este tipo de ilícito penal, pues a comparación del 2016 que obtuvieron 134 condenas, el 2017 cerraron con 153 condenas conseguidas.

PEDIDO. Del mismo modo, la representante del Grupo “Empodérate Mujer” de Chiclayo, Angélica Musayón Chira, expresó su preocupación por la presencia de violadores sexuales libres en la calles, que podrían volver a delinquir.

“Tiene que aplicarse inmediatamente lo que se aplica al prófugo de alta peligrosidad, porque los agresores sexuales repiten su acto criminal, si sabemos eso, se deben tomar medidas inmediatas para que ese agresor no vuelva a cometer el delito, deben ser capturados y aplicarles la cadena perpetua”, dijo.

La especialista destacó la importancia del trabajo policial, para lograr que ningún violador sexual continúe evadiendo la justicia, pues estos son reincidentes a cometer el delito con el mismo agraviado o buscar otra víctima, tal como sucedió con el “asesino de la bicicleta”.

“El agresor sexual no se recupera nunca, eso lo sabemos los especialistas. Por eso, el clamor de aplicar la pena de muerte, porque no se resocializa nunca; pero tenemos el recurso de la cadena perpetua. La pena de muerte no contribuye, al proponerla estamos denigrando el sistema de derecho”, señaló.

Musayón Chira enfatizó que el delito de abuso sexual representa un daño irreparable para la víctima, e hizo referencia a las cifras del Ministerio de la Mujer, que reporta 55 menores de edad (de 0 a 17 años) ultrajadas sexualmente en la región Lambayeque el año pasado.

“La Policía debería activar todos los mecanismos para capturarlos, solo se le da mayor importancia a los delitos que representan mayor daño económico, pero no miramos cuando a una niña o un niño se le vulnera su derecho. Cómo se recupera esa vida, es irrecuperable, no hay suma de dinero que pueda representar la pérdida”, manifestó.

CONDENADOS. Entre los casos de violación sexual que recientemente han sido resueltos en la Corte Superior de Justicia de Lambayeque (CSJLA) figura el de Roberto Santillán Gamboa (61), quien fue condenado a la pena máxima de cadena perpetua, por ultrajar a su propia hija, la menor de iniciales I.J.S.P., de 13 años de edad.

De la investigación fiscal se acreditó que el acusado abusó hasta en tres oportunidades de su hija, en el mes de febrero del 2016, en su domicilio ubicado en el pueblo joven Santo Toribio de Mogrovejo de Chiclayo.

Los hechos se descubrieron cuando la menor ingirió veneno por los constantes maltratos que sufría por parte de su progenitor, siendo trasladada hasta un centro médico, donde contó los abusos a su madre, quien decidió formular la denuncia ante la Policía.

Otra sentencia a cadena perpetua dictada hace poco ha sido contra Carlos Alberto Vásquez Pérez (60), por haber abusado sexualmente de su sobrina, la niña de iniciales N.B.C.V, de nueve años de edad.

Los hechos ocurrieron entre abril y junio del 2015 en su domicilio del pueblo joven El Porvenir, donde el sentenciado aprovechaba la ausencia de la madre de la menor y bajo amenaza con cuchillo la ultrajaba.

El delito se descubrió cuando la agraviada contó lo sucedido a un familiar y con su madre procedieron a formular la denuncia.

Otro caso que recientemente mereció un dictamen de prisión preventiva es el que protagonizó el estibador Castinaldo Ch. J., quien ha sido recluido en el penal de Chiclayo, por el plazo de nueve meses mientras continúan las investigaciones por abusar sexualmente de su hija, la menor de iniciales R.I.C.L., 17 años de edad, con quien además habría procreado una hija.

De la investigación, se tiene que los hechos se habrían iniciado en el año 2014 cuando la agraviada tenía trece años de edad y residía en el asentamiento humano Cahuachi, del distrito de Pacanga - provincia de Chepén - departamento de La Libertad, circunstancias en que el imputado la abusó sexualmente. Luego le entregó la suma de diez soles para que no diga nada, de lo contrario amenazó con matar a su madre.

Los abusos se repitieron en el mes de noviembre del 2015, en circunstancias que sus hermanos salieron de su inmueble ubicado en el caserío Mirador, del distrito de Chongoyape.

Producto del vejamen la agraviada quedó embarazada y procreó a una menor de iniciales L.N.C.L (2); quien fue registrada ante Reniec como hija del imputado Castinaldo Chupillón Julca y Maria Flormira Livaque, madre de la agraviada.

Semanas atrás, también se dictó sentencia contra Elvis Yoel Collazos Fernández de 18 años de edad, por abusar sexualmente de su prima, la adolescente de iniciales A.C.C.V., de 16 años de edad.

Los hechos se registraron el 23 de abril del 2017 cuando la agraviada salió con su primo el acusado al Paseo Las Musas de la urbanización Santa Victoria, donde bebieron dos botellas de vino. Luego se dirigió al hospedaje “Mis Recuerdos”, ubicado en la calle Nazaret de Chiclayo, donde la víctima perdió el conocimiento y fue abusada sexualmente por el acusado.

El mes pasado, ha sido condenado a 10 años de cárcel Elvis Yoel Collazos Fernández (18), por haber abusado sexualmente de su prima, la adolescente de iniciales A.C.C.V., de 16 años de edad.

Los hechos se registraron el 23 de abril del 2017 cuando la agraviada salió con su primo al Paseo Las Musas de la urbanización Santa Victoria donde bebieron dos botellas de vino.

Luego se dirigieron al hospedaje “ Mis Recuerdos”, ubicado en la calle Nazaret de Chiclayo, donde la víctima perdió el conocimiento y fue abusada sexualmente por el acusado.