Trasladan a sicario “Coyote” y a otros cinco reos al penal de Challapalca

Entre los “lanchados” figura el presunto cabecilla criminal Robinson Castro “Tayca”, así como otros implicados en sonados casos
Trasladan a sicario “Coyote” y a otros cinco reos al penal de Challapalca

Trasladan a sicario “Coyote” y a otros cinco reos al penal de Challapalca

11 de Noviembre del 2017 - 09:07 » Textos: Luis Camasca » Fotos: Correo

Máxima seguridad. El Instituto Nacional Penitenciario (INPE), como parte del “Operativo de Seguridad en la Región Norte”, dispuso el traslado al centro penitenciario de Challapalca (Tacna) del temido sicario Franklin Medina Cubas, alias “Coyote”, quien se hallaba recluido en el penal Ancón I, en Lima.

Asimismo, como se informara en la víspera, otros cinco reos fueron retirados del penal de Chiclayo, entre los cuales figuran implicados en sonados crímenes y peligrosas bandas delictivas que operaban en Lambayeque. De igual manera, el destino elegido para ellos es el penal de máxima seguridad de Challapalca.

CRÍMENES. Como se recuerda, Franklin Medina Cubas fue finalmente capturado a inicios de septiembre del 2016, tras ser buscado por la Policía por cuatro años, al punto de que por su cabeza se ofrecía una recompensa de 20,000 soles.

“Coyote” es sindicado como uno de los principales sicarios del hoy recluido Ángel Román León Arévalo, alias “Viejo Paco”, cabecilla de la banda “La Gran Familia”, que causó el terror en Chiclayo hasta su desarticulación en el 2012.

En ese sentido, a Medina Cubas, en un principio, se le llegó a atribuir hasta 20 crímenes, de los cuales dos hasta la fecha han sido probados: el asesinato del comerciante Cruz Carrasco Carrasco y el de la madre de familia Yuri Jara Pérez.

Asimismo, Medina es señalado como el cabecilla de la organización criminal “Los Sicarios del Norte”, cuyos integrantes cayeron en agosto del 2016.

En septiembre de este año, “Coyote” recibió una condena de 21 años de cárcel por el asesinato a balazos de Cruz Carrasco Carrasco, ocurrido en agosto del 2012 en el distrito de José Leonardo Ortiz.

Tras esto, fue llevado al penal Ancón I, en Lima, debido al juicio que afronta por el caso “La Gran Familia”, donde la Fiscalía pide para él una condena de 11 años de cárcel.

SICARIOS. Pero Medina Cubas no es el único sicario en esta relación de trasladados. Entre los cinco reclusos que dejaron Chiclayo en la víspera se encuentra Alexander Salas Velásquez, apodado “Loquillo”, quien cayó en marzo del 2016 como parte de la banda “La Hermandad del Norte” y es culpado, entre otros delitos, por la muerte del comerciante Santos Teobaldo Hernández Longa, conocido como el “Rey de la Sal”.

De similar manera, tenemos a Robinson Maguin Castro Torres, “Tayca”, supuesto cabecilla de la red “La Nueva Gran Sangre” y para quien, el pasado octubre, el Poder Judicial amplió la prisión preventiva por 9 meses más.

Otro sindicado de sicariato en la lista es Denis Jeovany Rengifo Morales, alias “Cara de Bebé”, cabecilla de “Los Sicarios de La Victoria”, banda a la que se atribuye el asesinato de Anita Angélica Rivas Aceña, en septiembre último, y que, además, Rengifo habría seguido dirigiendo desde el centro penitenciario.

También figura entre los “lanchados” Jhonly Enmanuel Díaz Orrillo, alias “Fico” o “Kio”, sindicado como uno de los autores materiales de la muerte de la trabajadora del Poder Judicial, Doris Ruiz Salazar, en el 2012. Finalmente, tenemos a José William La Chira Silva, “Azúcar”, presunto integrante de “Los Elegantes del Norte”, banda dedicada al robo en carreteras.