Cerca de 150 ronderos secuestran a la propietaria de un bar y a cinco trabajadoras

La pareja de la dueña del bar denuncia el hecho en la comisaría. La Policía desiste de buscarlas
Cerca de 150 ronderos secuestran a la propietaria de un bar y a cinco trabajadoras

Cerca de 150 ronderos secuestran a la propietaria de un bar y a cinco trabajadoras

19 de Febrero del 2018 - 10:41 » Textos: Marisol Bobadilla » Fotos: Correo

Ciento cincuenta miembros de las rondas campesinas del distrito de Lagunas, en la provincia de Ayabaca, en la región Piura, han secuestrado a la dueña de un bar y cinco trabajadoras, en represalia por la muerte de una mujer que laboró en dicho local en el distrito de Paimas. La Policía no ha llegado al lugar para rescatar a las mujeres.

SECUESTRO

El sábado a las 8:30 de la noche, 150 ronderos provistos con látigos, machetes y escopetas llegaron en camiones hasta el bar “Las Delicias”, ubicado en la Prolongación Belaunde s/n en el distrito de Paimas.

Raúl Calva García, pareja de la propietaria del establecimiento María del Rosario Libia García (36), denunció que los ronderos violentaron las puertas para entrar a los dormitorios y llevarse a la fuerza a su pareja y a cinco empleadas del lugar, cuando descansaban en sus dormitorios. Luego partieron en los vehículos con destino al distrito de Lagunas.

VENGANZA

Según se supo, las rondas campesinas pretenderían cobrar venganza por la muerte de una mujer, cuyo cuerpo fue encontrado en Sapillica en diciembre del año pasado y quien laboró en la cantina Las Delicias.

Los agentes del orden de la comisaría de Ayabaca, tras la denuncia, acudieron al lugar, verificando lo dicho por la pareja de una de las secuestradas. Ellos encontraron sangre en las lunas de los dormitorios, posiblemente de los campesinos.

Hasta el caserío de Tondopa llegaron los efectivos, los cuales conversaron con moradores, quienes corroboraron que las rondas se dirigían hacia el distrito de Lagunas.

POCOS POLICÍAS

Sin embargo, pese a tener información de donde se encontrarían las víctimas de secuestro, los agentes de las comisarías de Ayabaca y Tondopa decidieron no acudir en rescate de las mujeres por las lluvias y la inferioridad numérica de sus policías frente a los 150 ronderos armados.

Hasta el momento, se desconoce el estado de las mujeres. Los familiares piden a la Policía se retomen las labores de búsqueda pues temen lo peor.