Los negocios que invadieron la faja marginal deberán salir

El jefe de la Autoridad Nacional del Agua señala que las autoridades deben actuar de inmediato y sin temor. Entre los que ocupan la zona, menciona al estacionamiento, el grifo, un restaurante, un hotel, y otros a lo largo de 5 kilómetros
Los negocios que invadieron la faja marginal deberán salir

Los negocios que invadieron la faja marginal deberán salir

03 de Septiembre del 2017 - 09:38 » Textos: José Chapa » Fotos: Correo

Las construcciones que han invadido la faja marginal del río Piura, deberán salir de todas maneras, para dar paso a las obras de reconstrucción.

Así lo dio a conocer el jefe de la ANA (Autoridad Nacional del Agua), Abelardo Amador de La Torre Villanueva, quien instó a las autoridades, actuar de inmediato y sin miedo.

“Todo el tramo urbano tiene invasiones; por ejemplo, hay un grifo, hay otros negocios que se han adentrado, y eso daña todo el comportamiento del río, hay que retirar todo lo que ha invadido la faja marginal”, manifestó De la Torre Villanueva

Entre los negocios o locales que han invadido la faja marginal del río Piura, el funcionario del gobierno mencionó, además del estacionamiento del centro comercial Open Plaza, al grifo y a un hotel en el lado de Piura, y a un restaurante de Castilla.

cinco kilómetros invadidos. Amador de La Torre indicó que la ANA está concluyendo el informe de la faja marginal de todo el río Piura.

“En Piura están trabajando el informe en un tramo de más o menos cinco kilómetros del cauce, donde está el restaurante, el hotel, el grifo, hay otros negocios en esos puntos importantísimos, porque están obstruyendo, sé que están trabajando porque han ido a hablar con nosotros inclusive, pero sí es todo este tramo de la ciudad, por eso es que estamos preocupados”, señaló De la Torre.

Señaló que paralelo al informe que realizan de la faja marginal, están notificando a todos los negocios para que liberen todas las zonas invadidas, “porque sino no podríamos hacer la reconstrucción plena, tenemos que asegurarnos que la agricultura, que es la principal invasora, no ocupe zonas de la faja marginal”.

Como se sabe, una de las causas que propiciaron el desborde del río Piura, según lo sustentado por los técnicos, es el embalse de aguas que se forma a la altura del puente Cáceres. En ese lugar, en el lado de Castilla, están ubicados la estación de servicios y el estacionamiento del centro comercial Open Plaza.

SE DEBE ACTUAR. El jefe de la ANA, subrayó que el tiempo apremia y se tiene que proceder, en especial en las zonas donde la faja marginal ya está definida. “Ellos lo han invadido indebidamente, y se tiene que actuar de inmediato, allí no cabe más que la autoridad actúe”, acotó.

Según la ley 30556 que aprueba disposiciones de carácter extraordinario para las intervenciones frente a desastres, y la creación de la Autoridad para la Reconstrucción con Cambios, en la quinta disposición complementaria declara como zonas intangibles, “los cauces de las riberas, las fajas marginales y las fajas de terreno que conforman el derecho de vía de la red vial del Sistema Nacional de Carreteras; y prohíbe expresamente la transferencia o cesión para fines de vivienda, comercio, agrícolas y otros, sean estas para posesiones informales, habilitaciones urbanas, programas de vivienda o cualquier otra modalidad de ocupación poblacional”.

SIN MIEDO. De la Torre Villanueva insistió en que se debe actuar sin ningún temor o limitación, en especial cuando hay vidas de por medio.

“Hay que actuar con seriedad, es una pena que en el Perú hayamos actuado tíbiamente, siempre parchamos, arreglamos un poquito”, expresó.

Recordó que en Korea, donde trabajó hace poco, hubo un problema similar. Allí limpiaron, sacaron todo lo que estorbaba, y dejaron una obra seria para siempre, “es más barato que estar haciendo a cada rato un poquito que no dura para nada y no resuelve el problema”.

Cabe señalar que la ley menciona que algunas tareas estarán en manos de los gobiernos locales, otras en los gobiernos regionales, y otras a nivel del gobierno nacional.

Y cuando el director observe que el municipio no tiene la capacidad de gestión para desarrollar cierta actividad, entonces pasará al siguiente nivel, que es el regional, y de no encontrar las condiciones, entonces se hará cargo la Autoridad para la Reconstrucción.

SANCIÓN. Amador de la Flor consideró que las lluvias e inundaciones han sensibilizado a la población y a las autoridades, por lo tanto no debería haber mayores problemas para actuar.

“La ley de la reconstrucción ha incluido un párrafo que sanciona penalmente, tanto al invasor como al que permitió esa invasión, y todos tienen responsabilidad. Antes solamente eran los municipios distritales los encargados, ahora la ley dice que si el distrital no puede, el provincial lo tiene que hacer, y si no el gobierno regional, y todo bajo sanción penal”, anotó.

notificaciones. Paralelo al estudio que viene realizando, la ANA ya está notificando a los establecimientos que están invadiendo la faja marginal.

“Han ido a la ANA a preguntarme si habría la posibilidad de salvar parte de esa ocupación que han hecho. Han quedado en traerme unos trazos para probar que ellos van a hacer algo, y para que puedan salvar algo de la invasión. Les digo que lo traigan a ver si me convence alguna propuesta, pero en principio, el río tiene que estar liberado”, manifestó De la Torre.

Aseveró que en este proceso, se asegurarán que la agricultura, una de las principales invasoras, no ocupe zonas de la faja marginal, pero que de todas maneras, en la ciudad es donde existe el mayor problema.

Amador de La Torre fue uno de los exponentes durante la reunión que sostuvieron el viernes en el gobierno regional, junto con el director de Agro Rural, Alberto Joo Chang, el Colegio de Ingenieros, el gerente de la Autoridad para la Reconstrucción con Cambios, Juan Fahsbender, el gobernador Reynaldo Hilbck, y cuatro congresistas, donde acordaron formar una mesa técnica.