Obrainsa Astaldi y el gerente del Peihap son denunciados por estafa

Los afectados por deudas de más de 25 millones de soles se reunieron con la comisión investigadora
Obrainsa Astaldi y el gerente del Peihap son denunciados por estafa

Obrainsa Astaldi y el gerente del Peihap son denunciados por estafa

13 de Noviembre del 2018 - 09:45 » Textos: Marisol Bobadilla » Fotos: Correo

Los apoderados del Consorcio Obrainsa Astaldi y el gerente del Proyecto Alto Piura, Marco Vargas Trelles, fueron denunciados ante el Ministerio Público de Huancabamba por los delitos de estafa, asociación ilícita para delinquir y omisión de funciones por parte de los subcontratistas y proveedores.

La contratista mantiene una deuda de más de 25 millones de soles con los empresarios que les proporcionaron bienes y servicios.

DENUNCIA. La denuncia contra los apoderados legales de Obrainsa Astaldi, Marco Marcheti, José Poma Quispe, Matteo Bordin y Elard Tejada Moscoso, así como el gerente del Proyecto Alto Piura, Marco Vargas Trelles, y contra los que resulten responsables fue presentada por la empresa GA Constructores y otros el pasado viernes ante la Fiscalía Penal Provincial de Huancabamba.

Los apoderados legales denunciados fueron las personas que suscribieron los contratos con los proveedores y subcontratistas, sin embargo incumplieron los acuerdos de pago y tras el abandono de la ejecución del primer componente del Proyecto Alto Piura, no negociaron las deudas.

La empresa GA Constructores que hace la denuncia, indica, a través de su gerente general, que prestaron servicios de mano de obra calificada, suministro de materiales, equipos e insumos por una suma de 6 millones de soles. La contratista mantiene una deuda con este negocio por 2 millones de soles.

Los agraviados sustentaron su denuncia con facturas y órdenes de servicio, todo ellos valorizado en más de 25 millones de soles. Pide como indemnización 53 millones de soles por perjuicios y el embargo de la planta concretera de Astaldi.

OMISIÓN. Sobre la denuncia contra Vargas Trelles , los denunciantes señalan en su acusación que las autoridades regionales, pese a contar con los recursos humanos y logísticos para la supervisión de la obra, omitieron sus funciones, por lo que habrían actuado en complicidad para obtener un favorecimiento económico.

Una comisión de empresarios entre subcontratistas y proveedores se presentaron ante la comisión investigadora del Consejo Regional que indaga presuntas irregularidades en el abandono de obra del Alto Piura.

El presidente del Comité de defensa de los intereses de los pequeños y medianos comerciantes y empresarios, Eddy Farías Zapata, manifestó a los consejeros que más de 300 proveedores de Piura y de Lima vienen siendo perjudicados y burlados.

“Hay incluso campesinos de la zona que se les debe dinero, beneficios sociales, sueldos, gente que ha lavado uniformes, que ha dado pensión, ofrecido cuartos, hay una indignación y no tienen dónde acudir por eso nos hemos unido para buscar una mediación por parte del gobierno regional”, dijo.

El consejero integrante de la comisión investigadora, Óscar Echegaray, sostuvo que existiría la presunción del delito de omisión de funciones por parte del gerente Marco Vargas y la supervisión, debido a que en el contrato firmado por Obrainsa Astaldi en el 2015 existe una prohibición contra las subcontratas por parte del consorcio. “Obrainsa Astaldi ha subcontratado a empresas para la construcción de campamentos, para realizar campos de acceso, la mayoría de trabajos han sido ejecutados por terceros”, señaló.

El fizcalizador precisó que existiría una colusión defraudatoria por parte de los funcionarios del Alto Piura, ya que el gerente general es el encargado de monitorear la obra en su avance físico y financiero. Además, señaló que Vargas recibió más de 30 cartas de proveedores que denunciaban falta de pagos a inicios de este año, antes que el consorcio abandonara los trabajos.

El consejero manifestó que este punto será incluido en la agenda de la comisión y las conclusiones a las que lleguen serán remitidas a la Fiscalía de Huancabamba.

OBSTRUCCIÓN. Por otro lado, Echegaray señaló que el secretario del Consejo Regional, Carlos Calle Escalante, intenta obstaculizar las investigaciones de la comisión investigadora, debido a que no estuvo presente en la sesión en la que se atendió a los proveedores afectados.

“El secretario tenía que estar presente en la reunión para apoyar a la comisión, me parece que está recibiendo órdenes para obstaculizar la investigación, he pedido que le llamen la atención”, acotó.

Lo más leído