Tres vehículos se incendian al interior del estadio la Bombonera

Un corto circuito ocasionó el incendio al interior de un minibus de la ruta 2B

20 de Octubre del 2017 - 11:17 » Textos: Redacción Tacna » Fotos: Correo

Un pavoroso incendio se produjo la madrugada de ayer en el estadio municipal La Bombonera del distrito Ciudad Nueva y causó daños en cuatro vehículos. El recinto deportivo también es utilizado como cochera o guardería de vehículos municipales y particulares.

El fuego se habría iniciado a las 3:30 horas, y según los vecinos, escucharon explosiones y salieron de sus casas asustados; luego vieron el fuego a gran altura en el interior del recinto deportivo, y al poco rato llegaron los bomberos, policías y serenos para la intervención.

SINIESTRO. Según las investigaciones preliminares, el fuego se habría iniciado en el bus Nissan de placa B2Q-755 perteneciente a la ruta 2B del transporte público, estacionado en un espacio que separa el gramado de juego con la tribuna del lado oriente, en medio de varias unidades motorizadas.

El fuego luego llegó a la camioneta panel (combi) marca Pantoja de la ruta 3B con placa Z2Z-790, camión blanco con tolva celeste Z4G-809 y camión azul de placa V5V-801.

Juan Carlos Quispe Flores, quién llegó al lugar cuando los bomberos controlaron el fuego y los vehículos de servicio público eran chatarra y los camiones estaban parcialmente dañados, dijo ser propietario del minibús de la 2B, el cual dejó estacionado a las 21 horas del día anterior y se sorprendió encontrarlo destruido y chocado contra el muro de la tribuna del estadio.

Indicó que el vehículo lo compró hace dos meses a 40 mil dólares, no tenía fallas mecánicas ni eléctricas, por lo que descartó que haya tenido un cortocircuito que generó el incendio. Quiero que se esclarezca, el bus no pudo moverse solo, alguien tuvo que haberlo manipulado y provocó el incendio, dijo.

La combi Z2Z-790, de propiedad de Herminia Tesillo Quenta, también quedó destruida por completo y estaría valorizado en 15 mil dólares; el camión Z4G-809 pertenece a Gregorio Castillo Apaza (36), quién dijo que lo compró a 19 mil dólares para transportar ganado, mientras el vehículo zul V5V-801 quedó con daños de regular consideración.