El Órgano de Control advierte pagos indebidos en el hospital Jamo II-2

El Órgano de Control Interno del nosocomio concluye que existe una falta total de control por parte de la entidad y señala que existe el riesgo de que se haya pagado a trabajadores fantasma, hecho que podría generar un mayor perjuicio económico al hospital regional
El Órgano de Control advierte pagos indebidos en el hospital Jamo II-2

El Órgano de Control advierte pagos indebidos en el hospital Jamo II-2

11 de Marzo del 2018 - 11:20 » Textos: Janina Rodríguez » Fotos: Correo

El Órgano de Control Institucional (OCI) del Hospital Jamo II-2, detectó que la alta dirección pagó con presupuesto asignado al OCI a diez trabajadores que no laboran para esta área, generando el riesgo de recorte presupuestal para realizar actividades programadas, en Tumbes

Además advirtieron la remuneración a una persona que ya no laboraba en la entidad.

PERJUICIO. De acuerdo al oficio N°019-2018 el equipo fiscalizador del OCI realizó una revisión a la ejecución presupuestal del hospital a través del módulo de consulta amigable de la página oficial del Ministerio de Economía y Finanzas, hallando que en la partida específica 1: Contrato Administrativo de Servicios, correspondiente a la actividad: Acciones de control y Auditoría, se han girado S/,12,435.00, según se aprecia en dicha página del Estado.

En tal sentido, se coordinó con el área de remuneraciones para determinar si la información publicada en el portal del MEF, era correcta y se requirió al funcionario regional una relación del personal CAS que venía siendo pagado con el presupuesto del OCI.

Producto de la revisión al reporte brindado por el área de remuneración, se pudo determinar que se viene pagando a personal que no labora en esta oficina.

En el cuadro aparecen diez técnicos administrativos, que en enero del 2018 han percibido 1,200 soles. Se trata de Nixon Cáceres Cruz, Yudicsa Cisneros Chore, Yuly Dioses Maceda, Dagoberto Dioses Ruiz, Hardy García Guevara, Ana Ladines Ramos, Patricia Mogollón Ortiz, Ana Preciado Ramírez, Preciado, Yonathan Ruiz Vinces, Felicia Soza Ladines, quienes en total han ocasionado un gasto de 12,100 soles que pertenecían a la oficina de Control Interno del Hospital Regional de Tumbes.

BONIFICACIONES INDEBIDAS. De otro lado, el OCI también verificó en la misma página web del Ministerio de Economía y Finanzas, que la alta dirección del hospital ha girado bonificación por escolaridad por la suma de S/1,200.00, presumiendo que dicho monto ha sido otorgado tres meses a servidores nombrados del hospital, ya que según decreto supremo N°002-2018, publicado el 10 de enero, el monto de dicha bonificación se dispuso en S/400.00, el cual ha sido descontado de la Genérica 2.1 Personal y Obligaciones Sociales, correspondiente a la actividad; Acciones de Control y Auditoría.

PAGO FANTASMA. El OCI además advirtió que el hospital Jamo II-2 pagó a trabajador cuando este ya no se encontraba laborando en la institución, generando el riesgo de realizar pagos por servicios que no se han brindado.

Del reporte facilitado por el área de remuneraciones, respecto a la relación del personal que ha sido pagado con el presupuesto del OCI, se observó también que en ese grupo de personas se encuentra registrado un servidor que ya no labora en la entidad desde el día 13 de enero del año en curso, fecha que concluyó su goce vacacional.

Según la planilla de CAS, se observa que el hospital le pagó a Hardy García, el abono total del mes de marzo, pese a que sus labores acabaron el 13 de dicho mes, hecho que para el OCI deja entrever la crisis en la ejecución de control por parte de los servidores públicos al momento de realizar sus labores diarias.

PREOCUPANTE. Para el OCI, existe una falta de control por parte de los servidores del hospital regional dado que la situación descrita ha generado el riesgo de que el pago irregular a un extrabajador, podía haber ocurrido en otros casos y con otros servidores, hecho que podría generar perjuicio económico al Estado, por presuntos pagos irregulares.

El OCI recomienda iniciar la implementación de Control Interno, se inicie la implementación de esta área, pues se ha venido coordinando hace meses, sin embargo hasta la fecha la alta dirección del Jamo II-2 no la ejecuta, ello a pesar de haber sido designado el comité de control interno a través de resolución directoral 076-2018.

INFRACCIONES. Lo expuesto infringe la directiva 007-2015 “Directiva de los Órganos de Control Institucional”, aprobado con resolución de Contraloría 353-2015.

También el Reglamento de Infracciones y Sanciones aprobado con resolución de Contraloría N°134-2015, publicado el 20 de marzo del 2015.

El OCI concluyó que el pago de labores distintas a las de esta oficina, genera el riesgo de que no se pueda contratar personal necesario para auditorías, y ejecución de labores propias de esta oficina, las cuales se encuentran planificadas y programadas en el Plan Anual de Control para el año 2018, teniendo en consideración que el titular de la entidad es quien tiene la obligación de asignar presupuesto necesario para el cumplimiento de las funciones del OCI.

Correo trató de comunicarse con el exdirector regional Alexander Mago Malo, pero no respondió las llamadas.

Como se sabe, el mandatario regional lo removió del cargo de director de hospital y en su lugar colocó a Carlos Feijoó, quien se desempeñaba como director del hospital Saúl Garrido Rosillo (Sagaro).

Según Ricardo Flores, se requiere oxigenar otras áreas dado que no ha obtenido los resultados que desea.

La autoridad regional hace unos días anunció la salida de diez funcionarios, entre ellos el administrador, y hombre de confianza de su carrera como político Pedro Mejía Reyes.

A pocos meses de culminar su gestión la máxima autoridad está moviendo sus fichas para lograr cumplir sus metas antes de irse del GRT.