Más de 400 denuncias por violencia contra la mujer

Uno de los casos más impactantes fue el de Sandra Isabel Mino Paz, quien resultó gravemente herida el 2 de marzo por la noche tras recibir 15 puñaladas por parte de su conviviente en su casa del distrito de Corrales
Más de 400 denuncias por violencia contra la mujer

Más de 400 denuncias por violencia contra la mujer

05 de Marzo del 2019 - 09:48 » Textos: Fernando Castillo » Fotos: Correo

La violencia contra la mujer observada en Tumbes cada vez es más recurrente y brutal. Entre los meses de enero y febrero del 2019 se reportaron más de 400 casos de agresiones contra el sexo femenino, y uno de ellos es feminicidio en grado de tentativa, según el Centro Emergencia Mujer (CEM) del Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables.

Uno de los casos más impactantes fue el de Sandra Isabel Mino Paz, de 26 años de edad, quien resultó gravemente herida el 2 de marzo por la noche tras recibir 15 puñaladas por parte de su pareja en su casa del distrito de Corrales.

La fémina se encontraba descansando cuando llegó su conviviente Sammy Nahin Barrientos Siancas, quien luego de discutir, cogió un arma blanca y le asestó varios cortes en diferentes partes del cuerpo y después escapó de su inmueble.

Sandra Mino fue evacuada al Hospital Regional de Tumbes, donde se le diagnosticó shock hipovolémico, heridas múltiples ocasionadas por arma blanca, insuficiencia respiratoria aguda y síndrome compartimiento del muslo izquierdo, por la gravedad de su estado de salud, aún está internada en el área de trauma shock.

DENUNCIAS

Un total de 406 casos de violencia contra la mujer y otros integrantes del grupo familiar se reportaron en lo que va del año.

En la comisaría de la Familia se registraron en los dos meses del año un total de 224 víctimas, mientras que en la provincia de Zarumilla 94, Tumbes tuvo 64 y Contralmirante Villar 24 denuncias, lo cual comprende el tipo de violencia económica o patrimonial, psicológica, física o sexual.

CIFRAS

Esta alarmante realidad se refleja en los casos de violencia familiar registrados por el Centro Emergencia Mujer (CEM). Según el reporte de los dos meses del presente año, el 55% de mujeres ha sido víctima de violencia económica, el 38% de física, el 5% sexual y el 2% de económica o patrimonial.

El coordinador del CEM, Miguel Ángel Peña Rivera, declaró que en el Centro de Emergencia Mujer de la comisaría La Familia se reportan casi el doble de denuncias, a comparación de los locales de Zarumilla y Tumbes, y muy distante de Contralmirante Villar, que registra la menor cantidad de casos.

“Es impresionante que a más de un año que se ha instalado este centro el número de denuncias por violencia familiar ha subido, debido a que atiende las 24 horas del día”, señaló Peña.

Detalló que el CEM está a disposición del público en general donde se brinda orientación legal, consejería psicológica, servicio social y defensa judicial.

“Aquí trabajamos todos en equipo: psicóloga, asistenta social, promotora, admisionista, abogada y coordinador, todos con el único objetivo de ayudar”, acotó.

OCUPACIÓN

Según un informe de la Defensoría del Pueblo, en la región Tumbes el 53.9% de mujeres víctimas de violencia son amas de casa, seguidas por 12.20% que tienen algún tipo de oficio y el 9.6% son estudiantes.

Asimismo, que en un porcentaje inferior al 6% de féminas víctimas son profesionales.

La comisionada de la Oficina Defensorial, Danitza Zevallos Infantes, manifestó “estos hechos nos permite concluir que el mayor porcentaje de mujeres víctimas de violencia se concentra en aquellas ciudadanas que dedican la mayor parte de su tiempo a su hogar, en contraste, con aquellos que cuentan con oficio o trabajo”.

Explica que las mujeres que interpusieron una denuncia por algún tipo de violencia tiene que el 37.25% fue contra su conviviente, el 23.5% por su exconviviente y en un menor porcentaje en contra de su esposo que representa el 11.8%.

“Estas cifras nos ponen de manifiesto que la agresión es empleada frecuentemente dentro de relaciones íntimas o sentimentales, la cual suele ser ejercida y se ve influenciada por la figura machista que impera en el entorno familiar”, precisó Danitza Zevallos.

Conclusiones. Tras un informe defensorial en el 2018, ninguna de las comisarías de la región supervisadas no cuenta con personal que pueda atender a personas que hablan otros idiomas.

Solo una de las nueve comisarías supervisadas cuenta con el servicio de intérpretes en lengua de señas para personas sordas.

La mayoría de sedes policiales (70%) no cuentan con unidades motorizadas operativas suficientes para un adecuado servicio. Asimismo, el 90% de comisarías supervisadas no tienen equipos informáticos suficientes para brindar un buen servicio.

Con relación al sistema georreferencial policial para el registro de las medidas de protección otorgadas en beneficio de las mujeres víctimas de violencia; el 40% no tiene instalado ni ingresa las medidas de protección al sistema, sólo el 30% de comisarías tiene instalado tal dispositivo.

Por su lado, el 20% de dependencias policiales que tienen instalado el sistema; sin embargo, no ingresa las medidas de protección remitidas por los juzgados de Familia de la región.

El 80% de comisarios entrevistados manifestó que necesitan más efectivos policiales para la ejecución de las medidas de protección.

El 60% de personal policial a cargo de la atención y ejecución de las medidas manifestó que ha sido capacitado hace menos de dos meses en esta tarea; sin embargo, el 30% de dependencias policiales no cuenta con efectivos policiales capacitados.

Con relación al período 2017, el 60% de comisarías supervisadas no cuenta con un registro actualizado.

Lo más leído