Alerta en el litoral tumbesino por oleaje anómalo (VIDEO)

Los pescadores piden atención de Capitanía de Puerto para recuperar dos embarcaciones que se hundieron tras fenómeno. Además los muelles están en riesgo

23 de Diciembre del 2018 - 09:42 » Textos: Delma Paico » Fotos: Cortesía

Ante el oleaje anómalo registrado en Acapulco, la Capitanía de Puerto emitió un comunicado alertando el cierre de los muelles y caletas de la región Tumbes.

El hecho mantiene en zozobra a la zona costera del departamento fronterizo, principalmente a la provincia de Contralmirante Villar, donde algunas embarcaciones fueron afectadas.

PELIGRO

Los vecinos de la zona manifestaron que las olas han llegado a sobrepasar por encima del muelle de Acapulco, el cual se encuentra en construcción.

Los pescadores del sector indicaron que la braveza del mar comenzó alrededor de las 9:00 de la noche del último viernes y se han reportado daños materiales, entre ellos el hundimiento de dos embarcaciones pesqueras artesanales, la pérdida de aparejos de pesca y otras herramientas.

El dirigente pesquero de Acapulco Jubencio Vilchez Elías, indicó que las naves que se han hundido son conocidas como El Marino y Trome, pertenecientes a pescadores de la localidad.

“Hemos solicitado la intervención de la Marina para que nos apoyen a recuperar las unidades con sus deslizadores, además porque tememos que hayan pérdidas humanas pero no obtuvimos respuesta de la Capitanía de Puerto”, manifestó Vílchez.

CIERRE

Mediante resolución N° 054-2018 de la Marina de Guerra, se dispuso el cierre de los puertos y caletas desde Cancas hasta Puerto Pizarro desde las 00:00 de ayer, para evitar riesgos personales y materiales.

Además indica la restricción para las actividades portuarias, pesqueras, deportivas y de recreo, hasta nuevo aviso.

Hasta el cierre de esta edición, se desconocía la fecha en que los desembarcaderos serán abiertos.

Advertencia. Por otro lado, los hombres de mar han mostrado su incomodidad por el lento avance de las obras en los muelles de Cancas y Acapulco, el mismo que también se convierte en un peligro para ellos, pues no tienen hacia donde socorrerse de manera pronta.

Según Vilchez Elías, en todo momento los pescadores alertaron a la empresa que tiene a cargo estas obras, sobre el oleaje que iba a llegar; sin embargo no fueron escuchados ni atendidos.

“Nosotros advertimos que durante noviembre, diciembre y enero son épocas donde se registran fuertes vientos en el mar, ellos debieron empezar por la cabeza del muelle, no por obras en tierra”, precisó el dirigente.

También detalló que algunos pescadores han optado por sacar sus lanchas a media milla mar adentro para que el oleaje no los afecte más, pues cuando cese el oleaje fuerte, este puede retornar con más furia.

INTERVENCIÓN  

Tras el anuncio, la Dirección Regional de la Producción de Tumbes inspeccionó la zona para salvaguardar la integridad de los hombres de mar.

Lo más leído