Bebida con sabor a Perú

22 de Octubre del 2014 - 15:55 » Textos: Silvia Quispe Ramírez

La insistente llovizna y el aire frío que cala hasta los huesos -típicos del invierno- no solo nos invitan a cubrirnos de ropa para mantenernos abrigados, también nos impulsan a buscar bebidas calientes. Hay varias alternativas de donde elegir, pero quizá para muchos la primera opción sea una taza de café.

Este grano, que llegó a América con los inmigrantes europeos en el siglo XVIII, está en nuestro país desde 1850. Los primeros cultivos se establecieron en la zona central del Perú, en Chanchamayo, para ser más precisos.

Muchos años han pasado y ahora el Perú ocupa el cuarto lugar en la producción de café y el tercero en exportación a nivel de Sudamérica, según información del Ministerio de Agricultura (Minag). Sin embargo, los peruanos no somos grandes consumidores de esta bebida, por ello, en el 2008, el Minag estableció el cuarto viernes de agosto como el Día del Café Peruano para darle mayor impulso a este producto.

Entre sus propiedades destacan su gran concentración de antioxidantes, que contribuyen a disminuir el peligro de padecer cáncer de vejiga o hígado; es fuente de flavonoides, que ayudan a reducir las probabilidades de sufrir enfermedades del corazón y ayuda a reducir la aparición de cálculos biliares y enfermedades en la vesícula, entre otros beneficios.

La primera opción es Caffe con Panna. Un espresso doble bien caliente servido con crema en una copa larga. "La crema suaviza el sabor fuerte del café. Sugiero acompañarlo con un Saint Honore, un semifredo de vainilla bourbon y semifredo de chocolate. Trae profiteroles con caramelo rellenos de crema pastelera y el borde bañado con granella pura de Piemonte, que es la avellana molida", describe la maestra heladera.

Si desea un sabor más fresco, Ana María le recomienda un Café 4D, la especialidad de la casa preparado con café espresso y servido con helado de fior di panna. "La especialidad de la casa se acompaña bien con el sándwich 4D, que lleva capas de pollo, jamón inglés, queso edam, huevo, tocino y bañado en salsa 4D hecha a base de reducción de crema de leche y especies, queso parmesano. Todo gratinado al horno", detalla la experta.

El sabor caliente y amargo del café 4D se amalgama perfectamente con el dulce del helado, elaborado artesanalmente por Ana María con leche y crema de leche. Se sirve en copa de coñac decorado con ralladura de cobertura de chocolate de cacao al 70%.

Para los amantes de los sabores intensos, Ana María ha reservado para el final el Irish cofee, un café servido con whisky caliente, especies y un toque de crema batida. "Para acompañar esta bebida recomiendo el Duetto, un postre de helado a base de galleta de chocolate relleno con helado de stracciatella, que es un helado blanco con chispas de chocolate. Se sirve bañado con manjar y fosh caliente", explica.

Estas tres opciones las encuentra en cualquiera de los ocho locales que tiene la Cafeladería 4D. No espere hasta mañana para celebrar el Día del Café Peruano, hoy puede empezar a brindar con cualquiera de estas alternativas.