Tiempo para momento

Columna de Malena Martínez
Tiempo para momento

Tiempo para momento

05 de Noviembre del 2017 - 07:56 » Textos: Malena Martínez @mmvcentral / @materiniciativa

Organizamos un viaje de exploración a la selva de Madre de Dios. Estamos empezando a estructurar lo que será Momento, en esta Amazonía, el próximo año.Les recuerdo: Momento es un encuentro que -como Mater Iniciativa- creamos con el fin de reunir a gente de distintas disciplinas, estudios y artes para compartir; para conectar con una naturaleza especial y única, y también con el contexto cultural de aquella. 

El resultado de la primera edición en el Valle Sagrado en Cusco -pasado febrero- superó nuestras expectativas, y el ánimo de los participantes nos dejó la urgencia de pensar cómo igualar -e incluso mejorar- el resultado de esa increíble experiencia de tres días intensos de actividades, de cocinas tradicionales, de arte y de artesanía. 

Un viaje para explorar… 

Sumergirse en Madre de Dios e imaginar cómo será Momento -la que pensamos como la segunda edición programada para la segunda mitad del 2018- nos llena de entusiasmo.Con la premisa de realizar esta expedición de reconocimiento y de sentar bases, reunimos en Lima, hace unas semanas, a neurocirujano, biólogo, entomólogo, periodista, escritora, etnobotánico, nutricionista, historiador culinario, economista ambiental y cocineros alrededor de una mesa, en un restaurante barranquino que nos encanta. Este encuentro solo fue para empezar a conocernos. Desde ahí, partimos al aeropuerto en un vuelo muy corto y ya estábamos en Puerto Maldonado. En una embarcación, nos trasladamos los 10 participantes de este periplo por el río Madre de Dios; por un momento, se apagó el motor del vehículo y nos deslizamos solo con la fuerza de la corriente viendo cómo el sol desaparecía. El día siguiente, inició con una caminata retadora; cuando alcanzamos al fin la Estación de Estudio que pertenece a ITA de Inkaterra, nos sentamos a conversar. Dispusimos tres temas para discutir y la dinámica consistía en que cada uno exponga sus puntos de vista, desde lo que sabe. Ello fue sumamente enriquecedor.Hablamos sobre el valor de las cosas, sobre nuestro rol como seres humanos en la naturaleza y sobre la importancia de estar informados, de conocer y de investigar. Lo cierto es que la caminata y el reconocimiento de los proyectos en marcha de ITA, las rutas conducidas por guías locales y las explicaciones del uso cultural y medicinal de plantas del bosque hicieron que sintiéramos que los días eran largos, que habíamos hecho mucho; pero faltaba tiempo para empezar a entender.

A trabajar para Momento 2018. 

Regresamos a Lima cargados de información y de sensaciones, contentos por habernos dado todos un tiempo en la agenda para lo que podrá suceder en Momento. Cómo hacer para mostrar esta selva preciosa a personas cuyo referente podría estar más en Google que en la realidad. Cómo hacer que ese Momento Amazonía sea tan especial como el del Valle Sagrado en Cusco. Ese reto nos espera en el 2018.