Opinión

48 horas

12 de Abril del 2012 - 02:56 Aldo Mariátegui

Tras este éxito en el rescate de los mineros informales en Ica (que luego de recuperarse deberían ser procesados por haber realizado faenas ilegales), el gobierno enfrenta varios problemas muy serios, que deberá resolver en las próximas 48 horas para que no lleguen a mayores.

El primero de ellos es el rescate de los rehenes tomados por Sendero en el Cusco. No sé si esto se logrará por cansancio generado por asedio, por algún operativo violento o por negociaciones (¿se puede tratar con Sendero?), pero ya se debe cortar de una vez esta nueva variedad de accionar senderista, basada en el secuestro y copiado seguramente del accionar de las FARC. Por eso negociar sería abrir la puerta a más futuros raptos. Al margen del resultado, no puede ser que Sendero se movilice tan tranquilamente con una columna de 150 efectivos armados hasta los dientes. Tras haber acabado con "Artemio", el próximo objetivo es no dejar escapar a esa columna y aniquilarla tras haber garantizado la seguridad de los rehenes. Napalm nomás si es necesario.

El segundo reto va a ser el resultado de la junta de acreedores que se va a dar hoy para determinar finalmente si Doe Run va a seguir operando la refinería de La Oroya o este complejo se liquidará. Doe Run es una empresa muy poco presentable, pero es complicado dejar a tres mil personas sin empleo, vamos a tener la Carretera Central muy inquieta si sucede esto y solo falta un PAMA. Se va a necesitar de mucha muñeca para sacar esto avanti, ya que Ira Rennert y su gente se han pasado siempre de mañosos. Pero no sé si mal con Doe Run y peor sin él. Veremos. Todo un desafío.

Y dentro de estas 48 horas veremos la presentación del informe final de los peritos extranjeros sobre Conga. Si bien es alentador constatar que el paro ayer en Cajamarca fue un fracaso, porque ya se vio cómo reforzar la seguridad disuade a los revoltosos y le da confianza para trabajar a la gente de bien, es de esperar que esa irracional coalición anti-Conga no se quede con los brazos cruzados y esté preparando alguna algarada.

Como ven, el gobierno tiene tres toros muy bravos para enfrentar de aquí al sábado. Y todos estos retos casi juntos y a contrarreloj. No lo envidio.

- Estuve por Tacna y no me queda más que protestar por haber encontrado tan abandonada la espectacular fuente de su plaza de armas. Sin luz y con los surtidores cerrados, esa obra atribuida a Eiffel -que fácilmente podría engalanar Madrid o París; es preciosa- no merece estar así de poco atendida. También es una vergüenza que aún la casa de la Gobernación siga abandonada luego que unos mandriles la quemaron durante uno de esos estúpidos disturbios que explotan continuamente en nuestro país, fina cortesía de esa plaga llamada izquierda.

Las arcas municipales y regionales de Tacna rebosan de dinero, así que no hay excusa para tanta desidia. Dicen que el país figura como infeliz en las encuestas mundiales por falta de autoestima, pero creo que más bien es la indolencia lo que marca el espíritu nacional.

tags