Opinión

El fútbol es más que un juego

Columna: Jorge Esteves Alfaro

10 de Noviembre del 2017 - 07:30 Jorge Esteves

Roberto Chale me contaba que en el entretiempo del partido Perú vs. Bulgaria en el Mundial de México 1970, cuando nuestra selección perdía 2-0, el técnico Waldir Pereira, “Didí”, se le acercó y le dijo: “Somos mejores que los búlgaros; no hay que precipitarse”. Al final, el resultado fue propicio para los mejores. La Blanquirroja logró una épica remontada y venció 3-2.

Hoy la selección peruana lleva al país a cuestas y enfrenta a Nueva Zelanda en medio de la euforia nacional. Hoy más que nunca, nuestro equipo es superior al rival; pero no hay que precipitarse. Cuidado que a veces se pone tanto corazón que se descuida la cabeza. En este tiempo, nos interesa el objetivo y lo concreto. La vehemencia y el ímpetu desbordante deben darle paso a la eficacia y al pragmatismo.

Reconozco que a la mitad de las presentes eliminatorias, cuando alguien me preguntaba si la selección peruana podía clasificar al Mundial, yo respondía: “De poder se puede, como te puedes sacar la tinka”.

Más que suerte, ocurrió un milagro y estamos a 180 minutos de Rusia 2018. El técnico Ricardo Gareca encabezó este milagro. Tuvo capacidad para generar cambios y transmitir la misión, pero principalmente logró que le hagan caso. No solo influyó en el estado de ánimo de los seleccionados, también impulsó a las individualidades a explotar sus virtudes y consiguió que nadie esté por debajo de su jerarquía. “Cualquier futbolista rinde mejor si se siente cómodo donde está”, decía Marcelo Bielsa. Creo que gracias a esto, llegaron los resultados y ahora el equipo va rumbo al Mundial.

Con su trabajo, Gareca también motivó la autoestima de los peruanos. Es evidente que los efectos que produce el fútbol no se circunscriben solo a lo deportivo; tiene repercusiones sociales. Al respecto, el sociólogo Aldo Panfichi decía que un triunfo futbolístico es de gran importancia para la fortaleza o la debilidad emocional de la gente.

El fútbol en nuestros países es mucho más que un juego. Puede ser un juego para un neozelandés, pero no para nosotros. ¿Cuántas cosas más importantes que la selección hay en estos momentos en el Perú? La gente ya dio la respuesta, con la camiseta puesta en el alma. ¡Arriba, Perú!

tags