Opinión

El IDL va llevando la delantera

COLUMNA: LUIS ALFONSO MOREY

21 de Marzo del 2019 - 07:00 Luis Alfonso Morey

En los últimos años, el Instituto de Defensa Legal (IDL) se ha convertido en una institución cada vez más poderosa e influyente. Su cara más visible es Gustavo Gorriti, quien dirige IDL-Reporteros, su potente unidad de investigación periodística. El IDL tiene agenda propia y ha logrado, entre otras cosas: establecer las prioridades informativas respecto a otras agendas, canalizar información para su divulgación e influir mucho en los tomadores de decisiones a nivel gubernamental y judicial. No existe, en cambio, una institución alternativa que promueva eficazmente ideas pro mercado y sirva de contrapeso al IDL. Hubo esfuerzos hace unos años para promover ideas modernas y preparar a una nueva clase política, como el Instituto del Ciudadano, el Instituto Libertad y Democracia o Reflexión Democrática. Sin embargo, el IDL ha logrado lo que ninguno de los anteriores logró: ha ganado legitimidad y mucho poder. Si queremos un país próspero e institucionalizado, es importante que la comunidad empresarial apueste seriamente por instituciones modernas que trabajen en el fortalecimiento de la democracia en el Perú, así como en su estabilidad política y económica. Y para lograrlo se debe participar activamente -a través de los nuevos canales de comunicación- en el debate de los grandes temas nacionales. El espacio para un nuevo think tank está ahí para ser llenado. A ver si los empresarios responsables, en un acto de filantropía, se animan a dar la batalla en el campo de las ideas y la comunicación.

tags