Opinión

La calidad educativa y la centralidad de la persona

Resulta un acierto que el Consejo Nacional de Educación esté trabajando el Proyecto Educativo Nacional (PEN) al 2036 teniendo en consideración los diferentes grupos etarios: la primera infancia, la niñez, la adolescencia, los jóvenes, los adultos y los adultos mayores.

08 de Enero del 2019 - 07:04 Idel Vexler

Generalmente cuando se diseña, ejecuta y evalúa políticas públicas para la gestión de la educación a nivel nacional, regional y local, los que elaboran propuestas y los decisores ponen atención principalmente a la programación curricular, los directores y docentes, los medios y materiales didácticos, la infraestructura y espacios pedagógicos; y, por supuesto, al financiamiento y la ejecución presupuestal. Esto está bien.

No obstante, no siempre le dan la importancia que corresponde a la centralidad de la persona en los sistemas educativos. Por eso, resulta un acierto que el Consejo Nacional de Educación esté trabajando el Proyecto Educativo Nacional (PEN) al 2036 teniendo en consideración los diferentes grupos etarios: la primera infancia, la niñez, la adolescencia, los jóvenes, los adultos y los adultos mayores.

Y es que la calidad educativa es posible cuando se tiene claro, en principio, quién y cómo es el beneficiario. Es decir, las particularidades socioemocionales-valorativas e intelectuales-cognitivas, así como las necesidades fundamentales de los estudiantes, de acuerdo con su desarrollo evolutivo. Contemplando sus respectivos entornos socio-culturales y económico-productivos.

Pero, también, cuando los aprendizajes son pertinentes, articulados y continuos, en una perspectiva de presente y futuro. Estos saberes deben estar orientados a formar -a lo largo de la vida- a seres humanos saludables física, mental y socialmente; buenos ciudadanos con valores; y productivos, con sustento humanístico, científico, tecnológico, creativo e innovador.

La atención educativa -que se juega en las instituciones de enseñanza y en las comunidades de aprendizaje- es óptima cuando se tiene en cuenta la diversidad humana, social y cultural, en un mundo interconectado y múltiple. Con un enfoque integral de derechos y con propuestas pedagógicas alternativas y contextualizadas.

tags