Opinión

Las maestras de educación inicial

COLUMNA: IDEL VEXLER

05 de Junio del 2018 - 07:00 Idel Vexler

En mis tareas profesionales como director, asesor de colegios, funcionario del Estado y como ministro, he tenido un acercamiento directo al trabajo que se desarrolla en los centros y programas de inicial. He visto a las docentes siempre motivadas, proactivas y comprometidas con sus tareas en la atención a los niños y niñas.

Esta motivación fue la razón por la cual, en un contexto adverso, alrededor de 5500 profesoras no escucharon el 2017 a las dirigencias radicales e incluso a algunos consejeros regionales y rindieron la evaluación de desempeño. Cuando una persona o un grupo de personas asume el reto de someterse a exámenes, está mostrando en principio autoestima profesional, la que hay que tener en cuenta “como base” para entender los buenos resultados obtenidos por estas maestras al aprobar el 99%.

Cómo no iban a salir bien si han sido evaluadas en el desarrollo de clases magistrales similares a las que ellas desarrollan cotidianamente a través de sus actividades de aprendizaje. Lo mismo en su compromiso y desempeño institucional y vínculos con los padres, cuando sabemos que las “miss” y los “papitos” trabajan en una relación estrecha por el oportuno desarrollo socioemocional y cognitivo-intelectual de sus pupilos.

Es bueno decir que los instrumentos han sido mejorados para aplicarse este año a más de 17 mil nuevos docentes. Y también que este tipo de evaluación de desempeño no es comparable con las de nombramiento y ascensos, que aún tienen un fuerte componente de conocimientos en las pruebas de lápiz y papel.

Por eso quienes conocemos de los avances y fortalezas -a pesar de los pendientes existentes- de este nivel afirmamos con satisfacción que tenemos buenas maestras de educación inicial en el sector público, al igual que en el sector privado. Estoy seguro de que las que darán su evaluación de desempeño este año también tendrán resultados satisfactorios.

tags