Opinión

Nuestra organización de cada día

Columna de Annemie Cuculiza

17 de Noviembre del 2018 - 08:15 Annemie Cuculiza Brunke

“Necesito organizarme mejor”, es quizás una de las frases más recurrentes que escuchamos a diario. Sea en el trabajo o en nuestra vida personal, nuestra capacidad de organización influye enormemente en nuestro bienestar.

La capacidad de organización es parte de las funciones ejecutivas del cerebro. En el caso de los aprendizajes, algunas funciones que son importantes -tales como organización, capacidad de priorizar, de activarse, reflexión personal, regulación y modulación emocional- se alojan en la corteza prefrontal del cerebro. Hoy en día, sabemos que la corteza prefrontal termina de desarrollarse recién a los 25 años. Todos necesitamos apoyo para desarrollar estrategias a fin de optimizar nuestras funciones ejecutivas. En el caso de los niños o de los jóvenes con dificultades de aprendizaje, tales como déficit de atención e hiperactividad, resulta aún mucho más crítico.

Afortunadamente, es posible aprender a organizarnos mejor desde pequeños. Para ello, es importante lograr un balance entre acompañamiento del adulto e instrucciones claras con la autonomía del estudiante. Por ejemplo, es muy útil dar instrucciones claras sobre qué se espera de un trabajo específico: extensión, fuentes, fecha de entrega. Luego, cuando los niños pregunten “qué sigue”, es importante darles espacio para que ellos mismos definan qué sería apropiado realizar. Así, el niño reflexiona sobre su propio proceso de pensamiento (metacognición). Otro elemento esencial es motivar a nuestros estudiantes. La motivación se sostiene cuando las tareas “hacen sentido” y le “dicen algo” a los niños. Finalmente, reflexionar sobre la manera en que cada niño realiza sus tareas, cuánto tiempo emplea, cómo organiza su mesa de trabajo y de qué modo promueve su concentración permitirá que sean más conscientes de sus funciones ejecutivas y aprendan a organizarse. No se trata de que todos se organicen de la misma manera; nada más lejano. Lo importante es que cada niño se conozca y sepa regularse para cumplir sus metas.

tags