Opinión

Papelito manda

Ayer, la madre de la exministra Ana Jara murió luego de que no se le permitiera ingresar a cuidados intensivos por el mero hecho de no portar su DNI.

29 de Agosto del 2017 - 07:00 Ariana Lira

Ayer, la madre de la exministra Ana Jara murió luego de que no se le permitiera ingresar a cuidados intensivos por el mero hecho de no portar su DNI.

En 2012, Max, de siete años, quedó cuadripléjico debido a la ineptitud del personal de EsSalud. Cinco años después, Mirtha, su madre, aún no había recibido la indemnización de la entidad porque el pequeño Max no tenía cuenta bancaria. A pesar de los intentos de Mirtha por explicar que su hijo, postrado en cama y sin capacidad de articular palabra, no podía ir a una agencia bancaria a abrir una cuenta, EsSalud se negaba a depositar el monto en la cuenta de su madre.

¿Qué peruano no sabe cómo es? El papeleo, la burocracia y la tramitología priman por encima de la razonabilidad en prácticamente cualquier entidad del Estado. Muchos funcionarios actúan, más que como seres humanos, como autómatas esclavos del papelito. Han renunciado en gran medida a toda capacidad de raciocinio, criterio, empatía y toma de decisiones. Y bueno, esta vez la estupidez se cobró una vida.

En fin. Si algo positivo se puede rescatar de la crueldad a la que fue sometida la madre de Ana Jara, es que, debido a la notoriedad de la exministra, este caso ha echado luces sobre un mal endémico. Y ya varios relatos de experiencias similares han comenzado a inundar las redes.

“¿Cómo puede ser que la burocracia pueda estar por encima de la vida de un paciente?”, preguntó Ana Jara, y la secundamos. Que esto sea un motivo para que este gobierno, cuya bandera fue la simplificación, encuentre la manera de promover el criterio por encima del papelito.

tags