Opinión

Por eso estamos como estamos

COLUMNA: JAIME ASIÁN

24 de Septiembre del 2018 - 07:00 Jaime Asián Domínguez

“Por eso estamos como estamos, por gente como usted”. Hay mucha sabiduría popular en esta frase. Y alegra que un conductor, pegado a las reglas y valiente, se la estrellara en la cara al septuagenario pistolero que rápido y furioso conducía contra el tráfico su auto de alta gama en San Isidro.

Tomen nota, candidatos a la alcaldía de Lima: el cemento es útil, cómo no, pero no más que la educación vial dentro del espectro del caos vehicular. “Baja, vas a ver lo que es un cuete. Yo te voy a enseñar a ser un hombrecito”, apostilló Manuel Liendo Rázuri, escupitajo verbal que sirvió para recordarnos que vivimos bajo la ley de la selva.

Y “por eso estamos como estamos, por gente como usted” aplica en varios ámbitos de la vida nacional. ¿Por qué la población le tiene animadversión al Congreso? Entre otros detalles, por aquellos parlamentarios que mienten descaradamente en su hoja de vida. ¿Por qué la justicia se cae a pedazos? Por arquetipos inimitables como “10 verdecitos” y los “hermanitos” de cuello blanco y una cultura generalizada de la coima.

¿Por qué la gente quiere que todos se vayan? Porque de las rumas de dinero que Montesinos entregaba en la salita del SIN pasamos a las coimas de Odebrecht y otras muestras tangibles de corrupción que, por ejemplo, tienen bajo justificada sospecha a los últimos presidentes y otros políticos que se hacen los suecos.

¿Por qué cualquier hijo de vecino se siente con derecho a lanzar papeles, botellas y demás por la ventana de su vehículo? Porque, al igual que Manuel Liendo Rázuri, cree que está en su chacra y nadie tiene que decirle nada.

#PorEsoEstamosComoEstamos.

tags