Opinión

Regionalización y centralismo

También tienen motivos válidos por la odiosa centralización de los recursos públicos.

27 de Abril del 2017 - 09:11 Renato Sandoval

He leído con mucho interés que el empresariado local, que tiene todo el derecho de fiscalizar como sociedad civil a sus autoridades regionales y locales, cree que es más conveniente que el dinero de la reconstrucción se maneje desde provincia y no desde la capital. Pero, no advierte que el otro año es electoral y el dinero público suele convertirse en un arma de doble filo.

También tienen motivos válidos por la odiosa centralización de los recursos públicos. Sin embargo, se corre el riesgo de que se vuelva a incurrir en el error de la falta de capacidad de sus representantes en los gobiernos regionales y locales.

De la misma manera he puesto mucha atención a la vinculación que le han hecho al tema de la no reelección de las autoridades, como alcaldes y gobernadores, con las obras de la reconstrucción. Dicen algunos columnistas desde Lima que es mejor abolir esa ley porque los nuevos que postulen tienen cero en conocimiento de gestión pública y se demoran dos años en aprender de gobierno; así que sería catastrófico encargarles la reconstrucción del país a gente neófita.

¿Y quién avala que las autoridades de ahora hayan aprendido a hacer bien las cosas? Solo está prohibida la reelección, no la postulación a otros cargos. Si aprendieron la lección en su primera experiencia, entonces pueden aspirar a volcar su conocimiento en otros entes estatales.

A mi humilde entender, hay un canibalismo previo al tema del presupuesto de la reconstrucción. Los 3 mil millones de dólares que ha calculado el presidente Pedro Pablo Kuczynski para cambiarle la cara a las zonas afectadas por El Niño Costero ha abierto los ojos de propios y extraños.

La sociedad civil, como el empresariado, debe entender que no es cuestión de que el presupuesto para la reconstrucción de sus ciudades sea manejado mejor por las regiones, sino que pasa más por un problema de capacidad. Ojo que el otro año es electoral y varios querrán jugar para su partido político. La fiscalización de la ciudadanía es un arma moral que tiene efecto en todos los ámbitos. En eso estamos. 

tags