Parece que al , quien en la campaña convenció a muchos de que era un hombre honesto y de buenas intenciones, no le ha gustado que el haya hecho su trabajo, al pedir al Ministerio Público que lo investigue por las sospechosas reuniones en el despacho presidencial paralelo del , a donde llegaban funcionarios públicos, lobistas y empresarios dudosos que luego ganaban millonarias licitaciones con el Estado.

El encargado de bajarse al sería el , quien ha salido a decir que se están evaluando detalles de su nombramiento ocurrido hace dos años. Es decir, este señor ya famoso por su incontinencia verbal y por ver fantasmas de “golpistas” y de la “extrema derecha” por todos lados, nos viene a decir ahora que dicho funcionario que cuenta con autonomía para hacer su trabajo, quizá no estaría calificado para ocupar su cargo.

Quien también ha salido a criticar la labor de Soria es Eduardo Pachas, abogado del , quien ya dijo que no habrá lista de asistentes a las . Casi en simultáneo, vimos al ministro Torres promoviendo la destitución del procurador, todo por “atreverse” a pedir una investigación al mandatario, algo que finalmente ha acogido la Fiscalía por dos licitaciones malolientes y el manoseo de los ascensos en las Fuerzas Armadas, aunque eso se hará recién en 2026.

Si no hay nada que ocultar ni temer, ¿por qué tratar de bajarse a un procurador que dentro de la autonomía funcional que le ordena la ley, pide iniciar una investigación a un sospechoso por más que sea presidente? No olvidemos que antes de esto la ha tratado de minar la labor de los fiscales que han venido haciendo indagaciones en medio de estos escandalosos casos donde Karelim López y Bruno Pacheco son actores protagónicos.

Es inaceptable para una democracia que un presidente actúe en la sombra y que una vez puesto en evidencia ante acciones turbias como las de pasaje Sarratea, use su poder para sabotear investigaciones y a quien solicita que estas se abran. Ver eso como algo “normal” sería muy grave para el Perú. Si algo queda en el país de respeto a las leyes, a la separación de poderes y a la institucionalidad, estos intentos oscuros no deberían pasar.

LO MÁS VISTO

MIRA LOS ESPECIALES DE CORREO