Alumnos caminan más de una hora para llegar al colegio

Usted puede ayudarlos a cumplir sus sueños y unirse a la campaña “Aventura Solidaria”
Alumnos caminan más de una hora para llegar al colegio

Alumnos caminan más de una hora para llegar al colegio

07 de Septiembre del 2015 - 10:28 » Textos: Oskar Natteri » Fotos: Oskar Natteri

Caminar desde temprano a fin de asistir a clases, para muchos es por diversión, pero para los alumnos que están en las escuelas del centro poblado de Coricocha es una imperante necesidad.

En Coricocha hay inicial, primaria y desde hace cinco años un colegio para la enseñanza de secundaria. El director de este último plantel, Uber Santos Arana, afirma que los alumnos vienen de distintos lugares, tales como Salcahuara, Ccapsaro, Tambo Alto, Quishuarbamba y el mismo Coricocha.

“"Desde Quishuarbamba hay alumnos que tienen que caminar cerca de una hora y media, porque desde allí no hay movilidad"”, afirma Santos Arana.

ESFUERZO. Pese a las adversidades, los alumnos de Coricocha no pierden la esperanza ni el sueño, ellos anhelan ser profesionales, como el manejar maquinaria pesada, ser abogados, ingenieros y tantas otras profesiones y metas que lograrán de la mano del estudio, el cual lo hacen en condiciones adversas.

Uno de ellos es el caso de Roger Quispe Quispe, quien dice que estudiará Derecho, afirma que su tío es abogado y quiere ser como él.

Kevin Sapallanay, es uno de los estudiantes que viene de más lejos, vemos cómo se arma de valentía y cuenta que camina cerca de una hora y media para alcanzar su sueño, ser un exitoso ingeniero civil. Karen Campos, cuenta que es otra estudiante que camina para llegar a estudiar, muchas de ellas tienen que subir y bajar muchas pendientes, cerros y quebradas, a fin de llegar a clases.

“A veces hay días en los que tenemos suerte y aparece una camioneta, pero eso no pasa siempre, lo común es que tenemos que salir desde temprano y caminar para llegar a clases”, afirma.

Erica Lozano Coronel, afirmó que viene desde Salcahuara y camina cerca a una hora para llegar a clases, ella sueña con ser una eficiente contadora, porque le gustan las letras y los números.

Asimismo, el joven Javier Espinoza Salvador, también camina a su colegio el mismo tiempo que el minutero da una vuelta entera al reloj.

Javier afirma que su curso favorito es comunicación, pero quiere estudiar para ser un especialista en maquinaria pesada.

Así como él son muchos los alumnos de la secundaria de Coricocha que quieren seguir maquinaria pesada, algunos en Huancayo, otros en el Senati de Huancavelica.

Sin embargo, no todos tienen que caminar tanto, hay otros estudiantes que llegan desde el mismo Coricocha, y tienen similares carencias.

Una de ellas es Maribel Balbin Surichaqui, quien viene desde el mismo Coricocha.

Ella anhela ser enfermera y quiere estudiar en la ciudad de Huancayo.

Lo más leído